Los anticonceptivos no son tóxicos

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
julio 13 de 2011 , 11:48 a.m.

Si usted está planeando concebir un hijo, no es necesario esperar a que su cuerpo esté limpio. Lo que sí debe hacer es asistir a la cita preconcepcional antes de frenar la planificación.

Si usted es una mujer que quiere tener un bebé, pero está esperando que pasen cuatro meses para que su cuerpo se desintoxique de los anticonceptivos, está perdiendo su tiempo, porque la desintoxicación no existe.

Los anticonceptivos no son tóxicos. Contienen hormonas muy similares a los estrógenos y a la progesterona. Con base en esto, la naturaleza del conceptivo hormonal, sea pastilla o inyección, no requiere de ningún tipo de periodo de tiempo para que el organismo lo elimine.

El anticonceptivo hormonal no se acumula en el organismo. Cuando una persona se toma su última pastilla anticonceptiva, a las 36 horas no se encuentran residuos en la sangre. Juan Carlos Ramírez, ginecólogo de Profamilia, explica que estos medicamentos los metaboliza el cuerpo a nivel hepático, lo que hace que el efecto residual sea mínimo. “El organismo está sin hormonas a las 36 horas de haber dejado de tomar la última pastilla”, asegura Ramírez.

¿Cuánto esperar?

Si una mujer suspende un anticonceptivo hormonal, debe esperar un tiempo que oscila entre 3 y 6 meses para quedar embarazada. “Una cosa es que la persona se demore para quedar en embarazo; y otra es que le toque esperar un tiempo. Si una paciente suspende la pastilla y quedó encinta al otro mes, no hay peligro”, señala Ramírez.

Como máximo, debe esperar un año. Si pasado este tiempo no ha quedado en embarazo, es necesario consultar. Si es una mujer por encima de los 37 años, solo debe esperar seis meses para tener la consulta de fertilidad. Cuando ha pasado un año el hombre también debe someterse a un examen.

La parte hormonal no necesita tiempos de espera. Cada cuerpo asimila de distintas formas; una mujer podría quedar en embarazo al mes o a los seis meses, tiempo normal de espera.
Es esencial que la mujer utilice cualquier tipo de método de planificación y se realice los exámenes de consulta preconcepcional. “En Colombia, solo el ocho por ciento de las embarazadas la hacen, a diferencia de países europeos, donde las cifras llegan al 80 por ciento”, explica el especialista Ramírez.

Así que, en vez de preocuparse por quedar en cinta, lo que debe hacer es, mientras esté usando el método de planificación, acudir al ginecólogo, quien le realizará exámenes de tiroides, VIH, toxoplasma y rubéola, entre otros análisis.

Este proceso se hace para que el médico detecte o descarte enfermedades, las cuales se podrían tratar antes de quedar en embarazo, mientras continúa con el método de planificación.

El ginecólogo le indicará cuándo es pertinente suspender el método anticonceptivo y buscar el bebé.

La preparaciónTenga en cuenta las responsabilidades que implica un hijo en casa. Hable sinceramente con su pareja y manifieste sus deseos. Ambos deben estar comprometidos para asumir el rol de padres.

Tome ácido fólico desde dos meses antes de embarazarse, lo que ayudará a prevenir las malformaciones fetales.

Reorganice la dieta: consuma bastante cantidad de proteína animal y pescado, mínimo dos veces a la semana; frutas, verduras y lácteos.

Dos meses antes de concebir, empiece con un plan de ejercicios: 30 minutos de caminata durante cuatro días a la semana. Esto le servirá para que llegue con la cultura del deporte y la continúe durante los nueve meses de embarazo y en la etapa del posparto.

Como medida de prevención, deje el licor, el cigarrillo y las drogas dos meses antes de quedar encinta. Además, tenga en cuenta que el humo del cigarrillo que fuman otras personas también es nocivo.

No se automedique. Consumir drogas sin la debida autorización de un médico pone en riesgo su vida y la de su futuro bebé. Es necesario que usted consulte a un especialista.

Por Mónica Toro
Redactora ABC del bebé.