Cambios para conciliar el sueño

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
julio 13 de 2011 , 11:42 a.m.

Estos meses son de transición, el bebé pasa de dormir circunstancialmente en diferentes horas a sincronizar su sueño.

En promedio, el bebé dormirá 14 horas, 11 horas en la noche y 3 en el día. Es una fase de regularidad en el sueño, se acabó la ansiedad que le producía al comienzo la separación de los papás, ahora está emocionado con las capacidades que ha desarrollado, que dormirlo es cada vez más complicado.

El bebé podrá dormir sólo si presenta señales como bostezos, las manos en los ojos y la mirada ida. Es esencial que los padres respeten los nuevos patrones de sueño y le permitan dormir las siestas diarias. No deben sobreestimularlos a la hora de su descanso; de hecho, pueden usar música para relajarlos.

No por conseguir un sueño prolongado el bebé dejará de despertarse en la noche, seguirá esperando que lo mimen para quedarse dormido, aunque pueda aprender a dormir por su cuenta.

Los padres deben establecer rutinas de sueño de acuerdo con la hora en la que usualmente duermen los pequeños. Antes de llevarlo a su cuna, léale un cuento o cántele una canción, eso ayuda a que el niño se prepare para la siesta. Como el momento de reposo es más corto en el día, su ánimo de jugar se incrementa.