Síguenos en:

  • ANTES DEL EMBARAZO
  • EMBARAZO
  • BEBÉ
  • NIÑO

¿Ya estás registrado? Ingresa aquí

Patrocinado por:

Anomalías del útero después del parto

Anomalías del útero después del parto
Por: Redacción ABC del bebé
Jueves, 28 Septiembre 2006 - 4:55pm
0

Comentarios

Comparte este artículo

La inversión uterina es una complicación muy rara y seria que ocurre inmediatamente después del parto, en el momento que se conoce como “alumbramiento”, es decir, cuando sale o se expulsa la placenta.


Tal como lo explica la doctora Nadya Rodríguez Acosta, MD., ginecoobstetra en medicina materno fetal de la Fundación Santa Fe de Bogotá. Esta complicación consiste en la inversión o invaginación del útero dentro de su propia cavidad descendiendo por la vagina hasta asomarse por la vulva.


En la mayoría de los casos, la inversión uterina se produce por la tracción indebida del cordón, opresión continua y exagerada del fondo uterino cuando la placenta todavía no se ha expulsado.


Otras causas son:



  • Aumento intempestivo de tos o vómito.

  • Se puede presentar de manera crónica, no necesariamente después del parto, a causa de tumores: miomas, pólipos, etc. El peso de estos tumores hace presión en el fondo del útero produciendo la inversión.

  • Por placenta adherida al útero (acreta), es decir que la placenta no se desprende adecuadamente del útero presentándose la inversión.

  • Inversión uterina en partos previos.

  • Partos donde el bebé es muy grande.

Clasificación


1. Inversión uterina de primer grado: también se le denomina inversión completa. Ocurre cuando el fondo de las paredes llegan al cérvix y no pasan más allá del anillo cervical. Esta clase de inversión puede pasar inadvertida.


2. Inversión uterina de segundo grado: se presenta cuando el fondo de las paredes del útero salen a través del anillo cervical pero no alcanza a llegar hasta el periné.


3. Inversión uterina de tercer grado: ocurre cuando el fondo del útero invertido llega hasta el introito vaginal.
 


Síntomas


Inmediatamente después del parto se presenta un sangrado anormal, dolor agudo, presencia de masa a nivel vaginal. Esto puede desencadenar un shock, es decir,  un estado crítico de la madre por la situación.


Consecuencias


La gravedad de la inversión uterina radica en que desencadena inmediatamente una hemorragia masiva, acompañada de un fuerte dolor que lleva con frecuencia al shock y  si no es detenida a tiempo puede cobrar la vida de la madre.


Algunas consecuencias no inmediatas tienen que ver con los diferentes grados de la infección.


La hemorragia posparto es una de las principales causas de mortalidad materna por complicaciones durante el embarazo. Una hemorragia posparto no debe confundirse con la pérdida normal de sangre, la hemorragia lleva a una pérdida de 500 ml o más en las 24 horas siguientes al parto, o al final del puerperio (los 40 días que siguen al parto).


Prevención


Las medidas preventivas están relacionadas con:



  • Evitar maniobras de presión de la placenta al final del parto (en el tercer período del parto).

  • Tener especial cuidado en la extracción manual de la placenta.

Tratamiento


La inversión uterina requiere la identificación y reposición inmediata del útero a su posición original.


El procedimiento médico se realiza bajo anestesia general e implica la posterior administración de antibióticos a la madre.


Cuando la edad de la madre lo permite y la cantidad de hijos que la madre desea ya está satisfecha, se recomienda practicar una histerectomía (extracción completa del útero).


Es importante que la madre, antes de preocuparse y contemplar la posibilidad de que esto ocurra durante su parto, recuerde que la inversión uterina es una complicación muy rara, de acuerdo con la doctora Nadya Rodríguez Acosta, ginecoobstetra en medicina materno fetal de la Fundación Santa Fe de Bogotá, se presenta en 1:2000 a 1:20000 partos, dependiendo de la calidad de atención obstétrica de cada país. Sin embargo, por la seriedad de sus consecuencias, no está de más que las madres estén bien informadas, incluso si se trata de complicaciones en donde la decisión está en las manos del médico.


La inversión uterina está catalogada dentro del grupo de emergencias obstétricas por hemorragia. Dado que las emergencias no se pueden predecir, las medidas preventivas que pueden tener los futuros padres tienen que ver con la escogencia del lugar donde va a ser atendido el parto, cerciorándose de que tengan las condiciones adecuadas para tratar cualquier complicación. Conociendo este tipo de casos, las madres pueden notar las ventajas de una sala de parto tradicional y otras opciones como el parto en agua o en casa.


 


 

Herramientas

Obtendrás una tarjeta con los datos que tú y tu familia deben saber cuando el alumbramiento sea inminente.
Con el día de tu última menstruación, esta herramienta te servirá para obtener datos claves del desarrollo de tu hijo.

Publicidad