Deportes de alto riesgo durante el embarazo

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
mayo 30 de 2014 , 11:05 a.m.

Ejercitarse es saludable, pero, como se ha dicho insistentemente, con moderación. Hacerlo no es perjudicial para el bebé en un embarazo de bajo riesgo.

Ejercitarse es saludable, pero, como se ha dicho insistentemente, con moderación. Hacerlo no es perjudicial para el bebé en un embarazo de bajo riesgo. Incluso, los expertos recomiendan a la mayoría de gestantes practicar 30 minutos de ejercicio varios días a la semana.

Es importante que tome ciertas precauciones a la hora de iniciar una rutina, sobre todo si ello implica la práctica de algún deporte en especial. Si usted solía mantenerse activa antes del embarazo, tenga presente que debe ajustar dicha rutina a su nuevo estado.

Lo ideal es realizar actividades físicas que mejoran su vitalidad y le otorguen una sensación de bienestar. No se trata de participar en una competencia ni exigirle al cuerpo demasiado.

Consejos de seguridad

:: Evite los deportes de contacto como boxeo, fútbol, karate, baloncesto.

:: La equitación (se presenta rebote en la zona pelviana), la gimnasia, el esquí (acuático y en la nieve), el patinaje, el paracaidismo, el polo y los deportes de raqueta de gran intensidad no son aconsejables por el riesgo de golpes y caídas.

:: El buceo tampoco es permitido, ya que podría provocar aborto espontáneo y parto prematuro.

:: Nada de movimientos bruscos, de rebote o de alto impacto.

:: Cuando se ejercite, no debe experimentar fatiga ni agitarse demasiado, especialmente en un clima cálido y húmedo.

:: El rafting (descenso por río rápido) también resulta peligroso.

:: Aladeltismo (deporte de vuelo libre).

:: Después de las 20 semanas de embarazo, evite hacer ejercicios que requieran acostarse de espaldas.

:: Toda actividad que involucre cambios de presión o estrés físico profundo, como el buceo y el triatlón, deben evitarse.

:: Los ejercicios no deben ejercer presión sobre las articulaciones.

:: Recuerde: nunca debe sentir dolor cuando se mantiene activa. Si experimenta sangrado o mareo, deténgase y consulte con el médico.