Semana 33 del embarazo: el dolor de espalda es más frecuente

¡Felicitaciones!, acabas de iniciar la semana 33 del embarazo.

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
octubre 05 de 2011 , 05:16 p.m.

Podrás sentir cada vez más a tu bebé, pues sus movimientos son más fuertes. Por ahora, procura descansar y asistir puntualmente a los controles y clases prenatales.

El bebé:
Medida aproximada: 43 cm (Desde la cabeza hasta los pies)
Peso aproximado: 2.100 g

Cambios del bebé
El crecimiento del pequeño continúa. Su cerebro progresa y se desarrolla rápidamente, mientras los pulmones siguen en proceso de formación. Sigue tomando y orinando líquido amniótico.
Los músculos del pequeño se hacen más fuertes, esto lo podrás notar cuando sientas sus movimientos, que serán más enérgicos. La piel es cada vez más gruesa y desaparece su color rojizo, ya que acumula más grasa. Además, seguirá engordando en las siguientes semanas.
Los huesos continúan osificándose; los de la cabeza son los más débiles.


Cambios de la mamá
El dolor de espalda puede pronunciarse en estas últimas semanas. Tu postura ha cambiado, gracias al crecimiento del bebé y ejerce cierta presión sobre la curvatura lumbar.
Pueden aparecer várices en la vulva, pues el pequeño adquiere un peso considerable, durante el embarazo. Estas son causadas por un acomodamiento que realiza la sangre en el cuerpo, debido a que el flujo sanguíneo hacia el corazón es limitado.
También se pueden presentar contracciones en el útero y continuas ganas de  orinar, debido a la presión que existe sobre la vejiga.


Consejos de la semana
1. Reduce la inflación de las venas varicosas con paños fríos.
2. Si presentas algún tipo de sangrado, no dudes en acudir de inmediato al especialista.
3. El salmón y la trucha son excelentes opciones para consumir en tu dieta. Ayudan en el desarrollo del cerebro del bebé y tiene muy buenos efectos en el peso de nacimiento.
4. Si sientes que en algún momento rompes fuente, aunque todavía te faltan algunas semanas, debes notificarlo de inmediato a tu médico. También debes evitar tener relaciones sexuales, si esto ocurre.
5. Revisa que tu hogar sea un lugar seguro para tu bebé. Esto incluye la revisión de: muebles, mascotas, aire y todo lo que signifique un riesgo para él.