Síguenos en:

Embarazada y bella, una mezcla posible

Embarazada y bella, una mezcla posible

Estar embarazada no es sinónimo de estar desarreglada. De hecho, si hay algún momento en la vida de una mujer en el que puede lucir bella es en esta época,

Embarazada y bella, una mezcla posible
Por: *
21 de Julio de 2014
Comparte este artículo

Estar embarazada no es sinónimo de estar desarreglada. De hecho, si hay algún momento en la vida de una mujer en el que puede lucir bella es en esta época, en donde los cuidados pueden ayudar a lucir mejor a pesar de los kilos de más. 

Una mujer embarazada es el centro de atención, los mimos y la protección de la familia y los amigos. Por eso, lucir bella no es una utopía, veamos. 

Hay que tener claro que esta es una etapa transitoria, pero fundamental para no ganar más kilos de los que la naturaleza misma da en el embarazo, es decir, uno por mes. Los ginecólogos son muy contundentes: no hay que comer por dos, hay que comer para dos. 

Sobre esta premisa, la primera recomendación es que mes a mes se controle el peso, para eso hay dos aliados: una dieta saludable, en porciones normales, sin doblar raciones y una buena información sobre los productos más benéficos para su estado.  Un truco importante es ir conociendo cuáles son las calorías requeridas, una indicación que solo da su médico, e ir sumando diariamente de acuerdo con la ingesta de alimentos. Esta es una etapa en la que no se pueden y no se deben hacer dietas, pero sí se debe controlar, por ende, la única manera para mantenerse saludable es comer muy bien, con los distintos grupos de alimentos, en cantidad y calidad suficiente. 

Nunca sobra decir que los productos más importantes son las vitaminas (frutas frescas), las proteínas (carne, pollo, pescado, entre otras) y los carbohidratos en su justa medida. 

Ahora bien, el espejo y la báscula nos van a ir diciendo qué tanto vamos subiendo, por eso es bueno controlar la comida, de acuerdo con las indicaciones médicas.

Belleza por dentro y por fuera

Por otra parte, hay que saber que las hormonas hacen de las suyas en el embarazo. Eso quiere decir que además del peso, el aumento en la producción de las hormonas hace que pelo, uñas y piel, principalmente, cambien. No todas las mujeres sufren estos efectos, pero, como explican los especialistas, la mayoría de las mujeres tienden a tener manchas oscuras en el rostro, pigmentación o arañitas en las piernas, se quiebran con más frecuencia las uñas y se reseca el pelo.

Por eso, estas son las recomendaciones:

Hidratación

Aunque es bien sabido que no se debe hacer ninguna dieta en el embarazo ni durante la lactancia, comer sanamente es lo recomendado por las nutricionistas. De esta manera, usted logrará que su embarazo marche bien y su bebé crezca sano y fuerte. Su piel también se verá beneficiada con una buena hidratación con agua y frutas y verduras, como kiwi, fresa, tomate, piña, naranja y limón.

Tranquilidad

El ejercicio físico, los estiramientos, el yoga y el pilates son actividades que ayudarán a mejorar su postura, a soportar el peso de su barriga, a fortalecer los músculos para el parto y, sobre todo, a mantener serena y relajada a la gestante. 

Aunque es necesario consultar con un médico deportólogo y con el ginecoobstetra cuál es el ejercicio indicado para cada una, practicarlo de manera regular y con un guía facilitará la oxigenación del corazón, la tonificación y una mayor flexibilidad.

Maquillaje 

La naturalidad. Eso es lo que deben buscar aún más las mujeres embarazadas. En su tocador no pueden faltar elementos básicos para un maquillaje: pestañina, polvos compactos o traslúcidos, rubor y un brillo labial. 

Esta se debe aplicar de la raíz hacia la punta. En cuanto a los colores, se debe definir primero la intención de la aplicación. Por ejemplo, para una mirada sensual se utiliza el color negro; para la mirada natural, el marrón; y, para una mirada más definida, la negra marrón. En cuanto a las bases, es primordial identificar el tipo de piel. Si la piel es seca, una base hidratante. Si es mixta, polvos para quitar el brillo. Si es grasa, lo ideal es aplicar bases de arroz. En cuanto al labial, la tendencia actual está en los labios casi invisible, desnudos, en tonalidades rosa y coral.

Pelo 

Para verificar el daño en el pelo se pueden observar varias cosas: si perdió volumen, el color de la punta es más clara que la raíz y tiene horquilla, muy seguramente ha perdido humedad. 

La principal recomendación es tomar mucha agua. Eso evitará el resecamiento de la piel, en el embarazo el agua es sagrada.

Piel 

Si aparece acné, la limpieza debe redoblarse, no se pueden utilizar cremas sin la autorización del médico, pues la mayoría están contraindicadas. 

Hay que utilizar una crema o loción en el rostro con filtro solar. Esto es esencial para prevenir las manchas en el rostro o el paño del embarazo (o melasma como se le conoce). Se debe usar todos los días. 

Las mascarillas caseras son una buena opción: avena y miel proporciona mucha hidratación y relaja los músculos de la cara. 

Se puede usar una base de maquillaje ligera, a prueba de agua, y una crema humectante en cara y cuerpo.

La aparición de las estrías según los expertos se debe a factores genéticos más que nada, pero de igual forma se puede aplicar una crema para el cuerpo que sea muy humectante. 

Evite cambios drásticos en el cabello. Si  crece muy rápido, puede despuntarlo con mayor frecuencia. Para darle brillo, enjuáguelo con agua fría. 

Si la cara está un poco más redonda, se puede aplicar un polvo debajo de las mejillas y en los bordes de la nariz, Con una brocha se difumina. 

Use un maquillaje suave, de tonos pastel, poco labial, brillo en los labios, un buen corte, ropa holgada pero no tan grande que le haga ver más gorda y mucha tranquilidad son claves para un embarazo a tono con la salud y la belleza. Se logra. Inténtelo.

 

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet