Síguenos en:

Gracias a nuevo método de fertilización asistida, una pareja logró concebir trillizos

Gracias a nuevo método de fertilización asistida, una pareja logró concebir trillizos

Procedimiento Invo, que llegó a Colombia, es una nueva esperanza contra la infertilidad, pues permite concebir a parejas antes declaradas estériles. Después

Gracias a nuevo método de fertilización asistida, una pareja logró concebir trillizos
Por:
10 de Mayo de 2010
Comparte este artículo

Procedimiento Invo, que llegó a Colombia, es una nueva esperanza contra la infertilidad, pues permite concebir a parejas antes declaradas estériles.

Después de cinco años de tratamientos y consultas donde diferentes ginecólogos, Diana (31 años) y Gustavo (32 años) estaban a punto de perder la esperanza de concebir un bebé.Él recuerda que un día su mujer le dijo: "El Señor ha ordenado vivir en familia y como yo no puedo darte hijos, lo mejor es divorciarnos para que tú cumplas tus sueños".Entre tanto, para Diana, cada visita al médico era más traumática que la anterior. "Me practicaron una histerosalpingografía (examen que permite observar las estructuras del útero y las trompas de Falopio y determinar si hay alguna obstrucción u otros problemas) y el médico me dijo: 'Si en seis meses no queda embarazada, no hay nada que hacer'. A mí me dio mucha angustia porque para esa época ya había perdido una trompa".Para Gustavo, la primera bendición llegó cuando Dios le regaló la fe. "Un día yo estaba viendo un programa en televisión sobre los milagros que no tienen explicación científica y le pregunté al Señor:'Si para ti es tan fácil, ¿por que no tienes misericordia con mi mujer?' ".Pocos días después, él tuvo que viajar de la Unión (Valle), en donde viven, a Bogotá. Mientras navegaba en Internet en el hotel, encontró la página del doctor Elkin Lucena, donde contaba la llegada de un nuevo tratamiento de fertilización asistida (Invo, ver nota anexa) con la mitad del costo en comparación con el procedimiento in vitro. Sin pensarlo mucho, llamó a Diana para que viajara cuanto antes a la capital.Luego de hacer los estudios médicos necesarios, Lucena decidió que lo mejor era transferir tres embriones debido a la baja posibilidad que existía de que Diana lograra un embarazo.Las buenas noticiasEl día que se practicaron el examen de embarazo, a pesar del frío que hacía ese día en Bogotá, Gustavo sudaba de los nervios. Ante la ansiedad de la pareja, Luisa, la secretaria, les sugirió dar una vuelta mientras salían los resultados. Gustavo dijo que prefería esperar.Casi tres horas después y tras confirmar varias veces los resultados, Lucena, junto con su equipo científico, lanzó la buena noticia: "Mi china, estás embarazada".El inicio de la aventura empezó con la primera ecografía cuando detectaron dos sacos embrionarios. Quince días más tarde repitieron la ecografía y encontraron uno más. Todos lloraron de emoción. "Eso para mí fue la bendición más grande del mundo", cuenta Gustavo."Yo miraba la pantallita, me tapé la boca y me asusté mucho. Porque la parte económica de nosotros daba para uno o si se podía para dos, pero no para tres. El susto fue muy grande. De hecho, no hablamos como en seis horas. Él me miraba, yo lo miraba, pensábamos en todo lo que se nos venía encima", comenta Diana .Con el paso de los días llegó la calma. Los bebés se desarrollaron con normalidad hasta el sexto mes cuando fue necesario practicar una cesárea el pasado 15 de febrero. Sin embargo, su nacimiento no revistió ninguna complicación para la madre o los niños.Según Lucena, el éxito del tratamiento no solo consistió en que la paciente requirió dosis menores de hórmonas en comparación con medicamentos, sino el haber utilizado la vagina como incubadora natural.Por otra parte, las madres tienen más estabilidad emocional al saber que ellas no se separan nunca de sus embriones, porque son ellas precisamente las que sirven de incubadoras.¿Qué es Invo?El estudio y diseño de este procedimiento de fertilización asistida comenzó hace veinte años en Francia y desde entonces ha sido liderado por el profesor Claude Ranoux, quien sigue avanzando en sus investigaciones.El procedimiento Invo consiste en permitir la unión de espermatozoides y óvulos dentro de una microcámara que se introduce en la vagina durante tres días. Los análisis realizados por el científico determinaron que la vagina tiene exactamente la misma concentración de gases, humedad y temperatura que las incubadoras artificiales que se utilizan para ayudar a la incubación de los embriones desarrollados gracias a la fecundación in vitro.Una vez se cumple el término (tres días), se retira la cámara y se hace el estudio de los embriones para saber cuáles están en mejores condiciones. Luego, se transfieren máximo dos al útero de la paciente.Pasados diez días, se le practica una prueba de sangre a la mujer para detectar la presencia de la hormona gonadotropina coriónica (HCG), la cual sólo se manifiesta si hay un embarazo.Causas de la infertilidadLas disfunciones reproductivas afectan al 45 por ciento de hombres y mujeres, según la Organización Mundial de la Salud. La presencia de complicaciones en las mujeres se debe en su mayoría a factores de origen tubárico, es decir, inflamaciones, obstrucciones y daños que producen las enfermedades sexualmente transmisibles a las trompas: sífilis, blenorragia y clamidia, entre otras.De la misma manera sucede con los hombres en sus conductos deferentes.La función reproductiva también es inhibida por enfermedades como la endometriosis, que consiste en la aparición y crecimiento de tejido endometrial fuera del útero, sobre todo en la cavidad pélvica como en los ovarios, detrás del útero, en los ligamentos uterinos, en la vejiga urinaria o en el intestino.Oxígeno de vidaEl médico Elkin Lucena sugiere a las mujeres que se hacen el tratamiento Invo, el uso médico de la oxigenación hiperbárica; es decir, ingresar a una cámara con oxígeno a presiones por encima de la atmosférica. "Este oxígeno lo toma el pulmón, lo reparte por el torrente sanguíneo a los diferentes órganos, produciendo una regeneración de tejidos. El ovario va a recibir una excelente oxigenación produciendo angeogénesis; esto es, la formación de nuevos vasos para mejorar la circulación venosa arterial del ovario y del útero", afirma el especialista.Según el experto, con este recurso se mejora la calidad de los óvulos y del endometrio para la implantación del embrión. Se necesitan mínimo 7 sesiones y máximo 12. La última se realiza el día anterior a la aspiración de los óvulos.

 

Informes en: http://www.cecolfes.com/

 

 Por: Olga Morales 

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet