Síguenos en:

Nuevas salas exclusivas para que la madre alimente a su bebé

Nuevas salas exclusivas para que la madre alimente a su bebé

Son espacios para que las mamás trabajadoras puedan amamantar al niño y almacenar la leche. La lactancia materna suele frenarse cuando las madres regresan al

Nuevas salas exclusivas para que la madre alimente a su bebé
Por:
19 de Octubre de 2010
Comparte este artículo

Son espacios para que las mamás trabajadoras puedan amamantar al niño y almacenar la leche.

La lactancia materna suele frenarse cuando las madres regresan al trabajo. El desconocimiento sobre la manera en la que se extrae y almacena la leche es uno de los factores influyentes. Sin embargo, el mayor obstáculo es que las mamás no tienen espacios para hacerlo en sus lugares de trabajo o estudio.

Sonia Patricia Muñoz, nutricionista del Jardín Infantil de la Universidad Nacional de Bogotá, recuerda que las estudiantes se extraían la leche y la botaban, por no tener cómo refrigerarla.

Desde el 2003, un decreto reglamentó la existencia y el funcionamiento de las Salas Amigas de la Familia Lactante, que están hoy a cargo de la Secretaría Distrital de Integración Social. Hasta hoy se han acreditado 141 espacios en Jardines Infantiles y la primera de tipo empresarial en la Secretaría Distrital de Salud de Bogotá.

Es decir, son espacios dedicados a que las madres trabajadoras entren sin restricciones de horario a lactar a sus hijos o a extraerse la leche para almacenarla y conservarla a lo largo del día, para que su hijo sea alimentado con esta.

Pero no sólo se trata de espacios cómodos para las mamás y sus bebés. Este plan incluye, según Gloria Ochoa, líder del equipo de Salas Amigas, la formación a familias y maestras sobre el manejo práctico de la lactancia materna y la alimentación saludable, así como la formación de grupos de apoyo entre las familias lactantes.

Estas Salas Amigas de la Lactancia Materna nacieron como apoyo a las estrategias mundiales para impulsar la alimentación natural en la infancia, pues no existe otro alimento con los requerimientos nutricionales completos para el bebé, ni siquiera la leche de fórmula más sofisticada.

El mejor alimentoEl objetivo es conservar esta política de alimentación hasta la edad recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS): 6 meses de lactancia exclusiva y hasta los 2 años con alimentación complementaria.

Según la Encuesta Nacional de Demografía y Salud, en Colombia la lactancia materna exclusiva llega apenas hasta los 2 meses, porque, ante su regreso al trabajo, las madres la complementan con fórmula y luego con otro tipo de alimentos, que introducen, generalmente, antes de los 6 meses de edad. La lactancia une lazos entre la madre y el hijo, aumenta las defensas y ayuda a la mujer a bajar de peso.

 

Consejos para que las madres almacenen la lecheConservar la leche le permite al bebé alimentarse con el líquido de su mamá, a pesar de que ella regrese al trabajo. La idea es que la extraiga después de lavar las manos con agua y jabón.

Puede sacarla manualmente oprimiendo el pezón y vertiendo el líquido en un frasco o una bolsa esterilizada que no se rompa al sacarla del congelador. Luego se etiqueta el recipiente con nombre completo, fecha y hora de la extracción. Puede mezclar la leche de los dos senos, pero no de días diferentes. Para alimentar al bebé se saca del congelador y se pone bajo un chorro de agua tibia o al baño de María con el fuego apagado. No debe calentarse demasiado. Puede conservarla durante tres meses congelada. Si la saca de la nevera, no la vuelva a guardar.

 

Edna Juliana Rojas H.Redactora ABC del bebé

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad

Más sobre Lactancia

publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet