Síguenos en:

Lo que debe saber de las fontanelas

Lo que debe saber de las fontanelas

¿Cuándo y cómo se cierran las fontanelas? Esa es la pregunta que se hacen muchos padres. Las fontanelas o ?puntos blandos? son una parte del desarrollo norma

Lo que debe saber de las fontanelas
Por:
15 de Febrero de 2008
Comparte este artículo

¿Cuándo y cómo se cierran las fontanelas? Esa es la pregunta que se hacen muchos padres. Las fontanelas o ‘puntos blandos’ son una parte del desarrollo normal del neonato.

Son espacios entre los huesos del cráneo, que están separados durante 12 a 18 meses y luego se fusionan para toda la vida.

Facilitan el paso de la cabeza del bebé por el canal del nacimiento, dan indicios de deshidratación y permiten revisar el crecimiento y desarrollo del cerebro. Son las fontanelas, esas aberturas en el cráneo del neonato donde los huesos no han soldado y que se cierran de manera natural.

Muchos padres sienten temor de tocar, incluso rozar estas ‘partes blandas’ de la cabeza del menor, pues a veces son visibles las pulsaciones. Sin embargo, es un temor infundado ya que la membrana que las cubre es altamente resistente.

“En la fontanela anterior hay vasos sanguíneos que se ven latir, dependiendo el grosor del cuero cabelludo y la cantidad de pelo que tenga el bebé”, explica el pediatra Gonzalo Franco. De ahí que sea un mito que ese movimiento corresponda a la respiración del bebé y que por eso no haya que tocar las fontanelas.

Estas uniones craneales se cierran a lo largo de los dos primeros años de vida del bebé, ya que el espacio entre ellas permite el crecimiento adecuado del cerebro (dos tercios de este se desarrollan hasta los dos primeros años de vida).

En total, el niño nace con seis fontanelas, pero la anterior es la única fácilmente perceptible. Tiene forma de diamante y está ubicada en el extremo más alto de la cabeza. Mide de cuatro a cinco centímetros de ancho y puede abultarse cuando el niño llora.

Proceso de unión

Por su tamaño (menos de 12 milímetros), la fontanela posterior está completamente sellada a los tres meses. Está ubicada encima de la nuca y, en algunos casos se nota, pero no siempre sucede de esta manera pues desde que el niño nace ésta puede estar cerrada.

Del mismo modo sucede con las esfenoidales y mastoideas (ubicadas a cada lado del cráneo, detrás de las orejas). Y en caso de que estén abiertas, se cerrarán a lo largo del primer año de vida. Incluso pueden estar cerradas desde el nacimiento o hacerlo a lo largo del primer año de vida.

Por su parte, la última en completar su proceso de unión es la anterior: comienza el sexto mes de vida y finaliza cuando el menor cumple 18 meses.

Posibles anormalidades

Si la fontanela anterior no es perceptible durante el primer año, o si ésta es demasiado pequeña al nacer, es indicio de craneoestenosis, o estrechez del cráneo, que además de impedir el crecimiento adecuado del cerebro, afecta la forma y volumen de la cara.

Pero si, por el contrario, esta unión es más grande de lo normal, posiblemente el neonato padece una enfermedad congénita o una infección del sistema nervioso. El diagnóstico lo realiza el pediatra a través de una radiografía y un tag.

“Todo pediatra, todos los meses, debe estar pendiente del tamaño de la fontanela y, si está pequeña, puede que el cerebro no esté creciendo o, si está muy grande, eventualmente, el bebé tiene problemas en el sistema nervioso”, indica Franco.

El aspecto de la fontanela anterior también permite detectar la deshidratación en el bebé. Si se ve hundida, es porque ha disminuido el líquido cefalorraquídeo (a causa de la deshidratación). Hay que tener en cuenta que el niño además presente diarrea.

Pero si, en cambio, está abombada es signo de meningitis, siempre y cuando también haya fiebre y convulsión en el menor. Por eso, es indispensable que el pediatra la revise, palpe y mida en cada control.

Pilar Bolívar C.

Redactora ABC del bebé

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet