Síguenos en:

Los ácaros son los mayores productores de alergias en el mundo

Los ácaros son los mayores productores de alergias en el mundo

Pese a que la gran mayoría de los ácaros no interactúa con los humanos, otros, independiente de las condiciones de asepsia, pueblan por millones el polvo de

Los ácaros son los mayores productores de alergias en el mundo
Por:
08 de Mayo de 2008
Comparte este artículo

Pese a que la gran mayoría de los ácaros no interactúa con los humanos, otros, independiente de las condiciones de asepsia, pueblan por millones el polvo de nuestras casas, mascotas, alimentos, tapetes, almohadas, pisos, ropa o cualquier objeto que contenga fibras orgánicas, que les sirven de alimento. 

Giovanny Fagua, investigador entomólogo de la Universidad Javeriana, explica que los ácaros “son animales diminutos que se caracterizan por poseer seis pares de apéndices o patas y por tener el esqueleto por fuera del cuerpo y dividido en dos partes”.

Estos animales se han especializado en lo diminuto, de ahí que tengan todo tipo de hábitos alimentarios. Comen plantas, materia orgánica, hongos; algunos se alimentan de cualquier cosa que esté a su alcance y los demás viven a expensas de otros organismos y son denominados parásitos: un grupo vive sobre otros organismos, pero no les causan daño o los utilizan como vehículos. 

“Su gran capacidad de especialización ha hecho que sean el grupo con mayor número de especies después de los insectos; efectivamente, se han descrito cerca de 45.000, pero se calcula que esto es sólo el cinco por ciento de lo que debe existir. De todas estas especies, solo algunas tienen relación con los humanos y muy pocas generan enfermedades de manera directa; sin embargo, por su omnipresencia, los ácaros se consideran dañinos”, asegura el entomólogo.

El pediatra alergólogo Francisco Leal comenta que aunque el lugar de residencia de estos animales va desde Alaska hasta la Patagonia, su mejor hábitat es aquel que tiene una temperatura entre 15 y 18 grados, con humedad relativa del 80 por ciento; es decir, un ambiente de ciudades como Bogotá, Medellín y Bucaramanga.

“Las especies más conocidas como generadoras de alergias son las del género Dermatophagoides y Blomia tropicalis, asociadas al asma y la rinitis. Aunque hay otras más peligrosas, que son parásitas del hombre y muchas veces transmisoras de enfermedades”, dice Fagua.

Los bebés lactantes que están expuestos a grandes poblaciones de ácaros, independientemente del lugar donde estén, se harán alérgicos. Para evitar este problema, se recomienda reducir las posibilidades de incremento de estos animales, ya que de cualquier manera siempre están presentes.  En algunas ocasiones, generalmente por descuido, la cantidad de ácaros en los alimentos ingeridos puede llegar a ser tan elevada que es posible que colonicen exitosamente el tracto digestivo y se produzca una alergia denominada acariosis intestinal.

 

PrevenciónPara evitar una complicación mayor, como esta, el doctor Leal recomienda aspirar el colchón y, si es posible, sacarlo al patio para apalearlo y sacudirlo, pues esta práctica, ya en desuso, elimina una buena cantidad de ácaros. Igualmente, evitar las alfombras y preferir pisos lavables, como cerámica, caucho y madera. Aunque de este último, es preferible evitar el ‘machimbre’, en el cual hay separación entre las tablas y allí se queda el polvo. Las cortinas pesadas son reservorios de polvo; por esto, son ideales las persianas, que se pueden asear con una toalla húmeda. Igualmente existen sprays de ácido tánico, al 3%. Aplicarlos es una medida que puede ayudar en algo, pero que no hace la diferencia; al igual que siempre va a ser indispensable una buena aspiradora, preferiblemente de agua y que tenga mucha potencia.

¿Cómo evitarlos?El entomólogo Giovanny Fagua aconseja: •Usar cubiertas plásticas en almohadas y colchones del bebé, lavar la ropa de cama con agua caliente cada siete a diez días, evitar la humedad y quitar alfombras, tapetes, muebles y objetos que guarden o produzcan polvo.•Limitar el acceso de las mascotas al cuarto del bebé, en especial los lactantes de familias con personas de historial alérgico.•Los alimentos como la leche en polvo, las harinas o productos de cereales, las compotas y mermeladas permiten el crecimiento y desarrollo de los ácaros, por lo que es muy importante mantenerlos siempre tapados y almacenados adecuadamente, sin exponerlos a la intemperie. •El uso de la aspiradora limita el depósito de mota y polvo, donde prosperan los ácaros.•Acabarlos es poco probable. Los desinfectantes los controlan, pero en realidad lo efectivo es tener hábitos adecuados de higiene en general, mantener los cuartos ventilados, evitar la humedad, limpiar y aspirar regularmente alfombras, tapetes, muebles tapizados y objetos que guarden o produzcan polvo, como las fuentes de material de origen orgánico; entre ellas, las mascotas y sus camas, madera, pieles, almohadas o colchones con rellenos de origen orgánico, alfombras o tapetes no sintéticos, papeles y muebles con tapizado. • Mantener los alimentos cubiertos o tapados en recipientes herméticos.

 

Por Melissa Serrato Ramírez

Redactora ABC del bebé

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet