Síguenos en:

Cómo actuar frente a los sustos

Cómo actuar frente a los sustos

Hay que tomar con tranquilidad toda situación inesperada con los niños.

Cómo actuar frente a los sustos
Por: Astrid López
30 de Abril de 2015
Comparte este artículo

Mi bebé se cayó!, “le duele el oído”, “convulsionó ¿qué hago?” Dudas y situaciones como estas viven a diario las madres primerizas y hasta aquellas que tienen más niños, pues nunca los casos serán iguales y las toman por sorpresa. 

Pensando en ello, y buscando dar respuesta a los comentarios y preguntas que nuestras lectoras y lectores hacen a través de las redes sociales Twitter y Facebook, la revista ABC del Bebé consultó a varios expertos, quienes respondieron de manera práctica las consultas más comunes. 

Con el alimento 

A los seis meses, con la iniciación de la alimentación complementaria mi bebé está vomitando todo, incluso la leche materna que antes no le molestaba. ¿Qué debo hacer? 

La pediatra Stase Ramute Slotkus Velavicius, médica asociada de firmas, entre otras Colmédica, Coomeva, Metlife y Medplus, considera que “no es normal que esto ocurra, la introducción de la alimentación complementaria no debe producir vómitos a menos que se den alimentos no recomendados para la edad, en cantidades muy grandes o que el niño tenga una enfermedad como, por ejemplo, reflujo gastroesofágico. Los primeros alimentos que se deben introducir son frutas dulces (manzana, pera, guayaba, durazno, papaya, melón, granadilla), en cantidades pequeñas, y valorando su tolerancia. 

“Adicionalmente, inicie con un cereal especial para bebés adecuado para su edad y de manera progresiva. Estos alimentos deben ofrecerse 3 horas después de la última toma de leche materna, es decir, a media mañana y a media tarde, y no forzar al niño a comerlos, solamente la cantidad que él reciba con agrado. Si a pesar de estas indicaciones, el vómito persiste, hay que consultar al pediatra para determinar y tratar la causa del vómito”, concluye la doctora Stase Slotkus. 

El pediatra de mi nena, de seis meses, le diagnosticó una fuerte infección intestinal. ¿Por qué sucedió esto y cómo debo atenderla? 

“Si ella está siendo alimentada solo con leche materna y de forma exclusiva, es probable que sea una infección viral que se transmite por virus suspendidos en gotitas de fluidos en el aire o en las manos. 

Lo más recomendado es el lavado de manos con agua y jabón, siempre antes de  tocar al bebé, de alimentarlo, y no darle  besos en la cara ni en las manos. 

Ahora bien, si ya se inició la alimentación complementaria o se alimenta por biberón o con leche  de  fórmula, pudo contaminarse durante la preparación del alimento; de pronto, el agua no era potable o faltó aseo en los chupos o biberones. Lo recomendable es tener el máximo cuidado con la limpieza de estos recipientes para evitar contraer virus y bacterias”, indica la doctora Albornoz López. 

Del movimiento

Tengo un niño de seis meses y medio. Se cayó de la cama y el golpe fue en la cabeza. Temo que esto traiga consecuencias. ¿Cuáles son los síntomas si hay problemas, y qué me aconsejan? 

Lo primero es vigilar si el pequeño presenta vómito, convulsiones y cambios de conducta, pues estos podrían ser síntomas de una hemorragia intracraneana. Sin lugar a dudas, cualquier golpe de un bebé debe atenderse de inmediato en una consulta profesional. El médico será quien determine si hay o no lesión, lo que dependerá del tipo de golpe. 

En principio, un golpe leve no tiene ninguna consecuencia, pero si es más fuerte hay que tomar exámenes para descartar problemas. Nunca deje de consultar, pues las primeras horas tras un golpe marcan la diferencia en su atención y mejoría”, indica el doctor Ramos Rodríguez, jefe del Departamento de Pediatría y Neonatología de la Clínica El Bosque. 

Mi bebé tiene 11 meses y aprendiendo a caminar se cortó un pie. ¿Será que esto va a interferir al caminar o le causará problemas en el crecimiento? 

Para el pediatra neonatólogo Nicolás Ramos Rodríguez, la trascendencia del accidente “depende de la herida del pie, pues si es una herida de piel no tiene ningún inconveniente, pero esto solo lo determina el profesional al valorar su profundidad. Asimismo, el tipo de lesión marcará o no una dificultad al momento de caminar”, por ello es clave que lo vea, en principio, el pediatra y él remitirá, si es el caso al especialista para iniciar un tratamiento y, según el caso, ciertas terapias. 

Dudas varias... 

Mi bebita de 6 meses se metió a la boca una moneda, alcancé a sacarla con la mano, ya casi en su garganta. Lloró mucho, pero no sé si la lastimé y temo que siga llevándose cosas a la boca. ¿Es normal? 

Durante el desarrollo, los pequeños tienen un momento para explorar el mundo, y su boca es un referente, por lo que querrá introducir cualquier cosa que encuentre. Lo importante, ya sea una moneda o cualquier otro objeto, es detectar que esto ha sucedido para poder actuar, así que tenga en cuenta estos signos de alerta: si tiene dificultad para respirar, babea demasiado, llora sin cesar, le duele el estómago y presenta fiebre o tos. Ante cualquiera de estos síntomas acuda de inmediato al médico. Así las cosas es factible que esto pueda ocurrir en cualquier momento, por eso esté atento para alejarlo de objetos como monedas, pilas, granos, fichas o juguetes de piezas pequeñas. 

Mi hijito llora todo el tiempo y estoy muy preocupada. 

“El llanto del recién nacido es su lenguaje de comunicación, es la forma como se expresan con su entorno. Las causas para el llanto son muy variadas; puede ser por hambre, frío, soledad, incomodidad o por dolor. El llanto por cólico, por ejemplo, es un llanto muy agudo y que no se calma aun cuando se considere que se han satisfecho todas las necesidades del bebé. Por eso ante un llanto persistente y que no se calma hay que consultar al médico”, anota la doctora Luz Stella López. 

Enfermitos 

Mi hijo tiene seis meses, llora mucho y se toca el oído. ¿Qué puede tener? 

“No siempre que un bebé se molesta la oreja es una infección, pero si además de rascársela, tiene gripe o acabó de pasar por un resfriado común, está inquieto, tiene fiebre (más de 38 grados centígrados), si no quiere comer y observan salida de líquido o pus por el oído, es muy probable que tenga una infección del oído medio, y ante esto se debe acudir al pediatra para que lo examine y proceda a un tratamiento. 

“Por el contrario, si solo se rasca el oído, la nariz, tiene mocos claros y fluidos sin fiebre, suele ser un resfriado. Ahora, si se  rasca oídos, ojos, nariz cuando hace frío o ante perfumes o texturas y no tiene fiebre, de pronto es una respuesta alérgica. Finalmente, si la molestia persiste por más de dos días es recomendable un chequeo con el pediatra”, explica la pediatra Sandra Albornoz López, del Hospital Infantil Los Ángeles, de Pasto. 

Mi hija de seis meses tiene varicela. ¿A esta edad, esto es posible? Y, ¿cómo debo cuidarla? 

La varicela se puede contagiar desde recién nacidos, entre menos edad del bebé mayor es el riesgo de desarrollar enfermedad grave o complicación por varicela, porque su sistema inmune es muy inmaduro; además, no tienen buenas ni completas las defensas. Todos los menores de 6 meses deben ser chequeados por un médico y tener seguimiento del pediatra ambulatoriamente. 

“Ahora, desde que se evidencie una primera lesión de la piel o, incluso, si se ha expuesto a otros niños que desarrollaron la infección se debe consultar con el pediatra. En algunos casos, el médico decide iniciar la medicación con un antiviral, antipirético y cuidados generales”, anota la doctora Albornoz. 

Mi bebé tiene 8 meses y convulsionó. Me dicen que fue por fiebre, ¿esta es la única causa y qué consecuencias deja la convulsión? 

“Si la convulsión ocurrió en el momento que su niño tenía fiebre, se trata de una convulsión febril, la cual es una situación benigna, que se presenta por inmadurez del cerebro del niño ante las elevaciones de temperatura; la gran mayoría de las veces no deja ninguna secuela, pero puede volver a repetir, incluso, hasta que el niño tenga 5 años de edad, por lo que hay que estar muy atentos en los próximos episodios febriles, controlándolos con medicamentos para disminuir la probabilidad de que se vuelva a presentar, eso sí todo bajo prescripción médica. 

“Si la convulsión ocurrió estando el niño sin fiebre, existen múltiples causas para ella y es indispensable hacer un estudio guiado por el pediatra y el neurólogo pediatra para definir si necesita tratamiento”, anota la experta Stase Slotkus. 

A mi niño de 7 meses le dio dengue, ¿qué pudo pasar, será desaseo y falta de atención en el jardín? 

El dengue es una enfermedad producida por un virus que transmite el mosquito Aedes Aegypti que se encuentra en climas cálidos. Si usted vive en una zona del país donde existe este mosquito, las condiciones de aseo, en especial, en lo referente a aguas estancadas sí es muy importante como factor causal, en cuyo caso es indispensable que el jardín infantil al cual acude el niño cumpla estrictamente con las normas para su prevención. Ahora, si usted vive en clima frío, querría decir que el niño adquirió la enfermedad durante algún viaje a clima cálido, puntualiza la pediatra Slotkus Velavicius. 

 

 

 

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet