Síguenos en:

A llorar se dijo…

A llorar se dijo…

El llanto en un bebé es su medio de comunicación.

Llorar para comunicar
Por: Redacción ABC del bebé
02 de Junio de 2006
Comparte este artículo

El llanto en un bebé es su medio de comunicación, pero implícito hay un mensaje que intentan dar a conocer. Entender el motivo del sollozo para los papás no es fácil, pero hay algunos truquitos para averiguar qué le pasa al niño.

Hay circunstancias médicas como la fiebre o un dolor muy intenso que causan en el bebé un llanto penetrante. Cuando un pequeño está cansado, aburrido o quiere ser arrullado, el sollozo es hueco y constante.

TIPOS DE LLANTO 

:: Si el niño quiere orinar, el gemido tiende a ser repentino, porque su requerimiento necesita atención de manera urgente. Si el bebé llora explosiva y cortamente, con pausas para tomar aire, seguramente lo que está pidiendo es comida, sin duda tiene hambre.

:: Si al llorar el niño bosteza y frota sus ojos, lo que tiene es sueño. En ese caso, lo que se debe hacer es acostarlo en la cuna y cogerle la mano hasta que se duerma.

:: Si el gemido es sordo, estridente y continuo, seguramente el niño necesita un analgésico para calmar su dolor. Pero si presenta el mismo síntoma y sus manitas están cerradas con fuerza y las piernas encogidas, lo que tiene son gases.

:: Si su niño tirita y llora a un ritmo constante, lo que necesita es abrigo o calor, porque es el frío es lo que le está afectando. Si el grito es entrecortado y jadeante, necesita que lo refresque porque tiene calor.

:: Si el niño está estresado también lo manifiesta con lágrimas y, además, rechazando cualquier caricia; en este caso, lo adecuado es dejarlo llorar para que se desahogue y hablarle suave al oído.

(Vea el artículo "Aprenda a descifrar el llanto del bebé")

El cansancio causa lágrimas

Según los estudios, los niños se muestran más irritados de cuatro a seis de la tarde, esto se debe a que están cansados por el trajín del día y a que la temperatura sube al finalizar la tarde.

Si en la tarde lloran, en la mañana no es la excepción, entre el sexto y el séptimo mes, los cambios en su desarrollo les generan irritación. En el décimo mes el cansancio sigue causando estragos, ya que se están moviendo constantemente y al final del día sus lágrimas se deberán a que están exhaustos.

La solución para controlar su irritabilidad a causa de su cansancio es cambiar el itinerario de sueño, de esta manera no se sentirá agotado al final de la tarde.

De los seis a los nueve meses, las causas más comunes de llanto son: el miedo a los extraños y la impotencia al no poder coger algo.

(Vea el artículo "Consejos útiles para esos pequeños inconvenientes")

 

 

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet