Síguenos en:

La cesárea permite un parto menos doloroso

La cesárea permite un parto menos doloroso

El umbral del dolor posterior a la cesárea varía de mujer a mujer, pero siempre se presenta malestar luego de la cirugía. Hay formas de tratarlo. Luego de te

La cesárea permite un parto menos doloroso
Por:
10 de Mayo de 2007
Comparte este artículo

El umbral del dolor posterior a la cesárea varía de mujer a mujer, pero siempre se presenta malestar luego de la cirugía. Hay formas de tratarlo.

Luego de tener un bebé por cesárea, el dolor es cinco o siete veces más intenso que el de un parto natural. Es una cirugía intraabdominal con mayor sangrado y posibilidad de infección.

El pico más intenso se da en las primeras 24 o 48 horas, pero se reduce alrededor del quinto día y es poco usual que después del décimo se necesiten analgésicos, comenta Fabio Quijano, jefe de la unidad materno fetal del Hospital Universitario Fundación Santa Fe de Bogotá.

La primera noche es difícil. La mujer se mantiene estable con analgésicos e incluso hay clínicas que tienen una bomba de morfina que maneja el mismo paciente.

A las 24 horas la madre puede caminar; de hecho, es necesario para evitar el riesgo de trombos, pero continúa consumiendo medicamentos de manera oral, recomienda Fabio Quijano.

No todo el cuerpo presenta molestias, el malestar se concentra únicamente en el sitio de la sutura, que usualmente se localiza en la parte baja del abdomen. “En casi todos los casos, sobre todo por estética, se hace una incisión transversa baja”, asegura el ginecoobstetra José Luis Duque.

Aunque el dolor en la espalda es poco usual, también se puede presentar por el imbalance muscular o por la anestesia regional que se pone en la columna. Se controla con calor local o paños de agua caliente.

Pensando en el complicado tiempo postcesárea, médicos israelíes inventaron una técnica que disminuye el dolor después del nacimiento.

Consiste en romper tejido por tejido en cambio de cortarlos todos al tiempo. Se ha comprobado que el trauma es menor y la estancia hospitalaria es mínima.

Las complicaciones

La incisión presenta problemas severos en mujeres obesas y diabéticas, porque la cicatrización es más lenta. “También en casos de múltiples cesáreas porque el trauma es mayor, ya que se corta por el mismo sitio de la cirugía anterior y hay más posibilidad de adherencias de la vejiga a la sutura”, comenta el ginecoobstetra Andrés Daste. También afectan los problemas de coagulación o de bajas defensas, además de otras enfermedades.

La raza también importa “Las mujeres negras o de piel canela son propensas a las cicatrices gruesas, no por la sutura, sino porque es una reacción propia que se forma por un cuerpo extraño que puede ser el bisturí o la sutura (pueden molestar)”, asegura el jefe de la unidad materno fetal del Hospital Universitario Fundación Santa Fe de Bogotá.

Si hay infección

Cada caso es independiente, pero la solución para controlar la irritación o la infección puede ser desde meter un copo hasta abrir la sutura.

De acuerdo con la frecuencia de disminución de la molestia se sabe si algo está mal. Cada día, la paciente debe sentir mejoría en su herida, de modo que el momento más crítico se presenta en las primeras 24 horas. Si se infecta la herida, el dolor es muy intenso.

Según Quijano, cuando el caso es severo, el área afectada se extiende a buena parte del abdomen, hay fiebre permanente, pus en la sutura, enrojecimiento en la zona del ombligo y abultamiento. Si se presenta exceso de sangre o de agua se debe drenar y hacer curaciones diarias.

Cuidados básicos

Hay riesgo de que se forme una acumulación de sangre (hematoma) o una de agua (ceroma) y lo peor es que se abra la herida. Por eso, los movimientos fuertes se prohíben y están contraindicadas las relaciones sexuales mientras cicatriza.

La mejor forma de mantener limpia y seca la zona es usando agua y jabón. No se recomienda utilizar desinfectantes porque pueden quemar o producir irritación cutánea. “A los diez días se retiran los puntos de la sutura, los que están debajo de la piel los absorbe el cuerpo durante 70 días, en los cuales es normal que se perciba una zona de endurecimiento en la herida”, comenta Fabio Quijano.

También se recomiendan compuestos dermatológicos que mejoran la cicatrización.

Por Margarita Barrero F. Redactora ABC del bebé.

Comparte este artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet