Síguenos en:

Dígale adiós a las manchas generadas en el embarazo

Dígale adiós a las manchas generadas en el embarazo

Frente al espejo vemos nuestra cara cubierta de defectos. Para combatirlos nos hacemos tratamientos que no funcionan. En este caso, un encuentro con el quirófa

Dígale adiós a las manchas generadas en el embarazo
Por:
20 de Marzo de 2007
Comparte este artículo

Frente al espejo vemos nuestra cara cubierta de defectos. Para combatirlos nos hacemos tratamientos que no funcionan. En este caso, un encuentro con el quirófano es la única solución.

En la superficie de nuestro cuerpo hay una barrera que nos protege del sol y su color debe ser parejo, pero pueden aparecer pequeños puntos con tonalidad más oscura de lo normal.

El cirujano plástico Ernesto Andrade compara la piel con una tela que cuando se expone al sol cambia de color y  si se moja, adquiere otro tono distinto. Estos cambios se producen por la exposición solar, las características congénitas de la persona, los efectos hormonales y  de algunos medicamentos. Algunas células en el organismo se encargan de la producción de melanina, sustancia que le da color oscuro a la piel; sin embargo, cuando hay exceso se producen manchas que se diferencian en múltiples aspectos: tamaño, forma y color.

Esta pigmentación más fuerte puede situarse superficialmente en la epidermis  y  profundamente en la dermis. Según Andrade, el 95 por ciento de las manchas está en un nivel profundo, así que es imposible tratarlas con cremas. “La mayoría de despigmentantes no funcionan porque no tienen la capacidad de llegar a estos niveles”, afirma el especialista La saturación de melanina que produce el bronceado o una sustancia como el limón en la piel es un cambio superficial que a los pocos días desaparece. Pero si la razón es hormonal,  la única posibilidad para eliminar el exceso de melanina es a través de tratamientos que pueden incluir láser.

Las manchas pueden estar desde el nacimiento o acentuarse por  los efectos del sol  y a causa del envejecimiento.

También pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, sobre todo en las zonas de exposición solar como cara, manos, pecho y espalda. Donde la piel se conserva uniforme es en las zonas de menos exposición. El tamaño y el color dependen del grado de sensibilidad a la luz.

El procedimiento

La luz del láser atraviesa la piel y estalla en múltiples fragmentos las manchas para que el propio organismo realice el proceso de absorción. “Es como volver polvo un ladrillo y eliminarlo”, ejemplifica el especialista.

Existe una serie de mecanismos en el organismo para eliminar la producción de melanina, pero cuando es tan grande el cuerpo por sí mismo no es capaz de deshacerse de esta y el láser cumple la función de fragmentar en pedazos esa superficie, quemándola para  permitir que el organismo haga su trabajo más fácilmente.

El láser parte de un principio físico en el que los átomos se estimulan para liberar unos protones y producir luz. El láser cuantifica una sola longitud de onda del espectro de luz; este, a través de una onda de energía, impacta en un área produciendo calor y efectos químicos que varían la naturaleza celular. 

Los elementos químicos, invisibles a  los ojos humanos, se sienten atraídos por el color café; por eso, el chorro de disparos continuos de luz absorbe las altas concentraciones de melanina.

Tenga en cuenta

El proceso inicia cuando usted se ve una mancha que no tenía antes. El paso siguiente es ir a la consulta. El día acordado se coloca anestesia tópica dependiendo del tamaño de lo que se va a retirar y cuando termine el proceso se debe aplicar unas cremas especiales para ayudar con la cicatrización.

Para aliviar la hinchazón y desinflamar, durante los primeros días puede usar hielo y cremas. A las 48 horas debe ir a un control con su médico y todavía estará  ligeramente inflamado. Después de ocho días, la cara se ve más limpia y más joven.

Al mes, puede tener una vida normal y no tendrá mayor riesgo de mancharse después de este tratamiento.

Solo los especialistas están capacitados para evaluar su piel y determinar dónde está su problema, si en la  dermis o epidermis.

El costo del tratamiento oscila entre  los 300 mil a 2 millones de pesos.

Proceso de recuperación

Es iluso pensar que un paciente sale desmanchado del quirófano, cuando incluso el color es más fuerte porque está recién quemado. Esta característica física dura de tres a cuatro días, pero entre uno o tres meses las secuelas desaparecen y el color es totalmente claro.

Si con el primer tratamiento no se desvanece por completo la pigmentación fuerte de la zona, amerita otra sesión, hasta que se logren los resultados. Andrade afirma que se puede hacer cuantas veces sea necesario, incluso hay tratamientos que tardan varios años.

Para el día del tratamiento no hay ninguna indicación anterior, simplemente no se requiere maquillaje. El procedimiento dura desde un minuto hasta media hora.

Desde la peca grande hasta una mancha negra se quitan. No se genera costra porque no es una lesión epidérmica;  el láser enfría la superficie y no se siente. La costra que genera la dermis lentamente va saliendo a la superficie, hasta que se cae.

Margarita Barrero F.Redactora ABC del Bebé

Comparte este artículo

OTROS ARTICULOS DE INTERES

Recomendados

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet