Síguenos en:

¡Ya cumplió dos años: grandes cambios tendrá tu bebé!

¡Ya cumplió dos años: grandes cambios tendrá tu bebé!

Tu bebé será inquieto y querrá explorarlo todo, tu compañía es clave para su bienestar y seguridad.

¡Ya cumplió dos años: grandes cambios tendrá tu bebé!
Por: Marisol Ortega, especial para ABC del Bebé
26 de Mayo de 2016
Comparte este artículo

Reconocer su cuerpo y el maravilloso mundo que lo rodea son dos de los grandes momentos que vivirá tu hijo al entrar en su segundo año de vida: una etapa conformada por la exploración, la novedad y la alegría.

Soltará la lengua, afianzará su marcha, todo lo querrá coger y llegarán las famosas pataletas. Sin duda, un periodo clave para su desarrollo integral y el establecimiento, con amor, de límites y disciplina. Por eso, ABC del bebé ha querido profundizar invitando al especialista Darío Botero Cadavid, médico pediatra puericultor.

En general, ¿qué avances presentan los bebés entre los 12 y 24 meses?

Hay grandes avances en la motricidad, algunos estarán gateando y otros ya caminarán hacia los 12 meses; por lo tanto, con el tiempo, afianzarán la marcha y el desplazamiento, hitos muy importantes que les permitirán descubrir poco a poco el mundo que los rodea.

En la parte social y de comportamiento, prefieren objetos y actividades que les interesan, comienzan las pataletas y entonces este es el momento para educarlo con amor e instaurar límites con humanización. También se presentan cambios en el sueño, tiene más dientes y la higiene debe ser pilar fundamental en todos los aspectos. Con respecto al lenguaje, pasa de dominar 10 palabras en su primer año a más de 40 cerca de los 2 años; además, reconoce partes del cuerpo, expresa sus gustos particulares: es el despertar de un ser que descubre el mundo.

En la parte cognoscitiva, ¿qué sucede?

El niño hace repetición de conductas que toma de los adultos, representa experiencias del día a día en juegos simples, reconoce su imagen en el espejo y las partes del cuerpo, destaca familiares en las fotos, forma oraciones simples, descubre lo maravilloso de poder comunicarse y sigue órdenes sencillas.

Para asegurar que su desarrollo sea el adecuado, sus padres deben llevarlo a los controles de crecimiento y desarrollo. Si hay algún problema, el equipo de salud tomará las mejores decisiones para ayudar al niño y a su familia.

También, y hasta los dos años, debe tener control con el pediatra cada 3 meses en promedio, y no hay que olvidar las vacunas del esquema obligatorio, que se administra y complementa sobre los 18 meses.

¿Cómo debe ser la casa para este pequeño explorador?

Hay que instalar elementos de seguridad en los extremos de las escaleras, seguros en las ventanas, alejar asientos y sillas de ellas, y colocar protectores en los muebles con puntas; deben estar bajo llave detergentes, medicamentos, insecticidas, colorantes y todo tipo de sustancias y elementos cortopunzantes. (Lee: Con 2 años, el niño es movimiento puro)

Nunca se deben envasar detergentes, gasolina u otras sustancias tóxicas en frascos, por ejemplo de gaseosas o jugos, pues el niño puede asociarlos con los productos originales y consumirlos. Él aún no identifica características como olor, color o sabor, ni reconoce el riesgo.

Al cocinar, se deben usar los fogones posteriores de la estufa para evitar que los niños intenten alcanzar las ollas y haya un accidente. Y cuando se desplace con él en auto, siempre utilice la silla de seguridad del niño.

¿Qué alimentos son prioritarios en esta etapa?

Debe comer toda la variedad de alimentos que consume la familia, sin restricciones; se hace énfasis en los sólidos sobre los líquidos y ya debió superarse la etapa de los licuados y los líquidos preferentes. (Puedes leer: Dos años: la dieta cambia)

Los biberones deben estar fuera como instrumento de alimentación. Dejarlos comer solos es fundamental en el desarrollo.

Es hora de dejar el pañal. ¿Cómo ayudarlos?

Los niños entre 18 y 24 meses presentan, en general, un grado de maduración adecuado de los músculos y los nervios como para controlar los esfínteres. Es habitual que se controle primero el rectal, por lo que debe reconocer la materia fecal y expresar su incomodidad frente al entorno. En el proceso, la estimulación de los padres debe ser positiva, sin expresiones de censura hacia el niño, sus heces o su orina.

Hay que identificar si comienzan a mostrar interés en prácticas higiénicas de las personas de su entorno; permitirle acompañar al padre o a la madre al baño para lavarse las manos sirve, como también orientarlo e iniciar con él el ejercicio de sentarse en su silla-baño.

A esta edad, empezará a identificar sus genitales y a expresar, en promedio cada dos horas, que siente una u otra manifestación de sus necesidades corporales. Además, la alimentación juega un papel importante: niños con escaso aporte de fibra y con estreñimiento secundario pueden presentar dificultad en el proceso de aprender a ir al baño y dejar el pañal. ()

Más sociable y juguetón

Al entrar en su segundo año, tu bebé también irá afianzando rasgos de personalidad. Para el doctor Darío Botero, médico pediatra puericultor, “hay conductas desafiantes que son parte importante del desarrollo y que se convierten en mensajes que tanto mamá como papá deben interpretar.

Por ejemplo, cuando llora le está manifestando al mundo que aquí está y que necesita atención y amor, pero a su vez busca aceptación y control, es decir límites; hay que guiarlo con sentido humano para que avance con éxito”.

Se debe reaccionar muy bien y celebrar las conductas positivas, y cuando se presenten fallas hay que dejar que el niño se calme y luego mostrarle lo que debió hacer.

Lo ideal es que lo acompañes, “teniendo en cuenta que habrá momentos de exploración independiente y nuevamente buscará a la madre o al padre; también debes leer con él, compartir actividades que le interesan y en las que pueda ver a otras personas, relacionarse y conocer situaciones y elementos diferentes a sus entornos familiares y del día a día (viajar en auto o bus, salir al parque, ir de compras o a la iglesia)”. (Te puede interesar: De los 2 a los 3 años: los primeros pasos de independencia)

No olvides que ese acompañamiento presente, afectivo y amoroso le dará bases para un adecuado desarrollo.

Llegará también el momento de las famosas pataletas; debes saber que son parte del desarrollo y que son necesarias. Frente a ello, el doctor Botero aconseja “establecer rutinas, ya que la repetición de estas formarán el hábito, y brindar un acompañamiento amoroso, que facilitará el proceso”. “El niño tiene una personalidad y está aprendiendo; no hay que sobreexigirle. Hay que explicarle con palabras amables qué hizo mal y elogiarlo cuando haga las cosas bien, para que sea consciente de los límites”. 

Conversador incansable

Seguramente estás entusiasmado al saber que tu bebé ‘soltará’ la lengua, como dicen las abuelas, y podrás contribuir para que enriquezca su vocabulario y fortalezca su motricidad. Al respecto, el doctor Darío Botero aconseja: “hablarle, explicarle las diferentes 'cosas' del día a día, salir al parque y mostrarle lo que pasa, cantar con él, orar en familia, compartir la maravillosa experiencia de la lectura y enseñarle a expresar sus sentimientos; todo esto le dará bases para un desarrollo adecuado.

“No lo alimente con biberones. Tener una alimentación en la que predominen los sólidos le dará bases para un adecuado desarrollo anatómico de las estructuras que intervienen en la fonación, es decir para hablar”, complementa.

Y en cuanto a la motricidad, “para un adecuado desarrollo hay que reconocer el juego como un derecho y como la más importante de sus actividades, para compartir experiencias y aprendizajes con el adulto, con otros niños y consigo mismo. Leer, los juegos de construcción y de encajar, los de aplicar, las crayolas, las pinturas y los instrumentos musicales simples le ayudarán en este proceso”.

 

 

 

Comparte este artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet