Síguenos en:

Obras de teatro para los niños en Bogotá

Obras de teatro para los niños en Bogotá

Se presentarán montajes para pequeños de 8 meses en adelante.

Obras de teatro para los niños en Bogotá
Por: Redacción ABC del bebé
21 de Abril de 2015
Comparte este artículo

¡Deja volar tu imaginación!’ es el eslogan de Festibazul, el primer festival internacional de teatro para bebés, que se realizará este 26 de abril, con el apoyo de ABC del Bebé, y que invita a los padres y a sus hijos a que jueguen y pongan a prueba su creatividad. 

Este tipo de teatro es especial, creado exclusivamente para los más pequeños, para sensibilizarlos y sumergirlos en un mundo donde no tienen que esforzarse por entender una historia, sino simplemente hacer parte de ella. 

En cuanto al festival, “como su imagen y nombre lo dice, es un día de fiesta, de compartir en familia, de volver al nivel y al lenguaje de los niños. Nos vamos a encontrar con obras de teatro de cuatro países de Latinoamérica (Argentina, Chile, Uruguay y Colombia), cuatro espectáculos distintos en un solo lugar y un solo día”, señala Lina Idárraga, directora del festival. 

En las compañías no hay solo artistas, también psicopedagogos, psicólogos y pedagogos, con conocimientos que van más allá de actuar, cantar o tocar un instrumento, cuenta Lina. 

Formato especial 

El teatro para bebés es una manifestación artística y de juego donde se vinculan las expresiones con los pequeños; está dirigido a niños entre los 6 u 8 meses hasta los tres años de edad. Sus obras se crean y producen como cualquier obra para adultos, con escenografía, iluminación, música, etc., pero con sus propios elementos. 

Las obras duran alrededor de los 30 minutos, con “una propuesta que pone en evidencia el juego, la no necesidad de palabras, la música en vivo, los colores, los movimientos, donde uno cuenta una historia no verbal. A lo que invita es a que el niño, con plena libertad, se conecte con el arte. No tiene que hacer el esfuerzo de entender la historia y de estar un tiempo que no puede”, explica Gabriela Hillar, del Proyecto Upa, de Argentina, uno de los países invitados. 

Se hace en escenarios planos, bajos, cercanos a los espectadores, quienes pueden estar sentados en el piso o, incluso, en el regazo de sus padres. El pequeño se puede mover donde sienta que es necesario y abandonar la obra y retomarla en otro momento, si quiere. 

En cuanto a su preparación y producción, Gabriela dice que, por lo general, este teatro “no pretende enseñar ni estimular. No es una propuesta como la del jardín, sino que se busca una sensación interna, personal, muy profunda, que se va desarrollando en el juego y generalmente tiene que ver con un teatro sensorial. El objetivo es ver de qué manera se van entrelazando y ensamblando las emociones, los juegos corporales, con las canciones, con la estética de los colores. No es una dramaturgia teatral llana, sino que está sucediendo, que depende siempre del público”. 

Para Colomba Biasco, integrante de la compañía uruguaya Teatro para Bebés, se crea una historia no lógica, como la que un adulto va a ver, “sino que se usa el recurso de la repetición de ciertas frases o palabras, y la historia se completa con la actuación que, en algunos casos, interactúa con los niños”. 

El bebé, entonces, va a tener un momento de conexión porque se va a encontrar con un espacio a su medida, con su lenguaje y, por eso, se involucra. Hillar enfatiza en que los niños deben ir al teatro porque es un espacio que los sensibilizará para tener criterio en otros aspectos de la vida. 

También, añade Idárraga, las obras y el festival están creados para “darles la oportunidad a los papás de que compartan un día, aprendan, se vinculen y entiendan cómo es ese juego con el niño y se lleven los elementos para la casa”. 

En el Museo del Chicó, escenario de este evento creado para niños entre los 0 y 6 años de edad, se presentará una obra cada media hora y, algunas, en simultánea. Lo que le permitirá a la familia hacer un trayecto teatral y disfrutar de talleres de pintura, masajes, lectura, música e, incluso, del brunch de Alimentarte. 

La boletería se puede adquirir en los teléfonos 619-4890, 313-2500818 y 318-7423537, en Bogotá. Las boletas tienen un 30 por ciento de descuento para socios del Club Vivamos EL TIEMPO. 

Obras invitadas 

Danza a Upa, de la compañía Proyecto Upa (Argentina). Una historia de amor en movimiento entre Tut, una libélula sensible, y Andrés, un escarabajo tímido y dulce, quienes deciden transformarse en personas y vivir una aventura fantástica. 

Floresta, de la compañía Aranwa (Chile). La travesía comienza con tres niños que van al bosque en busca de un gato que se les perdió. Viajan y tienen diferentes aventuras, juegos y descubrimientos, sin una secuencia lógica. 

Bosquetú, de la compañía Azulado (Colombia). Un conejo despierta una mañana y se encuentra con su reflejo sobre el agua; descubre que tiene una oreja más pequeña que la otra y comienza una búsqueda de cambio, pero O soy Marrano le dará una lección. 

Aire, de la Compañía Uruguaya de Teatro para Bebés. Trata del vínculo del aire con el niño, del ser humano y la naturaleza. 

Participación especial 

El Instituto Distrital de las Artes (Idartes), con su programa Tejedores de Vida, apoyará el festival, llevando algunas obras a niños de varias localidades de Bogotá. Y en el marco de la celebración del Día de la Niñez, el 25 de abril, se presentarán dos producciones, en ‘Teatro al parque’, para reunir a niños de todas las localidades de la ciudad. Lugar: Parque Nacional. 9 a. m. a 5 p. m.

 

 

 

Comparte este artículo
Tags de artículo

0 Comentarios

imagen
publicidad
publicidad

Herramientas ABC

  • Calendario de Embarazo

    Nada más emociónate que entender cómo cambia mi bebé en estos 9 meses,  Bárbara Mora.

  • Calendario de Ovulación

    Toda mujer que esté pensando en tener un bebé, debe no solo conocer su ciclo menstrual, sino también el día más fértil de este.

  • Índice de masa corporal

    Es una medida de asociación entre la masa y la talla de un individuo ideada por el estadístico belga Adolphe Quetelet, por lo que también se le conoce como índice de Quetelet