Síguenos en:

  • ANTES DEL EMBARAZO
  • EMBARAZO
  • BEBÉ
  • NIÑO

¿Ya estás registrado? Ingresa aquí

Patrocinado por:

Hiperactividad: conozca su origen y síntomas en los niños

Hiperactividad: conozca su origen y síntomas en los niños
Martes, 29 Enero 2008 - 6:09pm
0

Comentarios

Comparte este artículo

Este trastorno de conducta, caracterizado por actividad motora constante, se presenta con mayor frecuencia en los niños que en las niñas y las investigaciones demuestran que la incidencia en la población escolar colombiana es entre el 6 y el 8 por ciento.

 

“La hiperactividad es de origen neurológico. Quien la presenta se mueve constantemente, como si tuviera un ‘motor interno prendido’, el cual no posee un botón para apagar”, asegura María Teresa Posada, sicóloga especializada en Déficit de Atención e Hiperactividad y directora del Gimnasio La Cúspide, institución que trabaja con niños hiperactivos.

Es decir, el niño tiene un aumento de la actividad motora por encima de lo esperado. Además, la realiza sin tener un propósito.

 

Un terremoto en casa

 

Este es el caso de Lina, una niña de 6 años. “Desde que entró al jardín fue muy inquieta y siempre lo relacionaban con la edad y con lo consentida que era”, dice Esperanza, su madre.

Es la menor de tres hermanos y siempre fue la que tuvo más atención en la casa. Sin embargo, sus padres cayeron en el error de confundir el temperamento de su hija, pues mientras recibía regaños de la mamá, su tía y su padre la consentían.

Pero ninguno se daba cuenta de que la menor sufría hace algún tiempo el trastorno de hiperactividad.

“Ella está jugando y de pronto tiene que romper el muñeco, abrir la llave del gas o dañar el teléfono. Tiene que hacer algo, porque no es feliz si no destroza algún objeto”, agrega Esperanza.

La pequeña estuvo expuesta a algunas pruebas en centros especializados, hasta que finalmente se le detectó que sufre de trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH).

En este momento, Esperanza halló el problema que aquejaba a la niña desde que nació. Muchos padres, como ella, sufren durante un tiempo sin saber qué ocurre con su hijo o confunden estas actitudes con algunas enfermedades u otro tipo de problemas, sin pensar en el verdadero origen del problema.

Sobreactivo vs. hiperactivo

Es muy distinto hablar de ambos términos. “Usualmente, el primero es aquel que tiene una cantidad de actividad motora, superior a la esperada, pero que solamente lo exhibe en lugares donde es apropiado que lo haga. En cambio, el niño hiperactivo nunca deja de moverse y pareciera no ser disciplinado”, explica la neuropediatra Olga Lucía Casasbuenas.

“Aunque es más frecuente en hombres que en mujeres, es más grave en ellas. En la adolescencia, baja en hombres y se mantiene en mujeres. En la adultez, es más o menos similar”, agrega Olga Eugenia Albornoz, siquiatra infantil de la Clínica del Niño.

Características de los niños hiperactivos

 

De 0 a 3 años

Problemas en el sueño. Se les dificulta conciliarlo y se despiertan sobresaltados.Tienen problemas con la ingesta del alimento y son selectivos con la comida. Algunas veces los padres cometen el error de jugarles en este momento y los niños pierden la concentración.Se resisten al cuidado de la madre o cuidador.Presentan irritabilidad y llanto sin motivo aparente.Tienen actividad motora excesiva y pobre conciencia del peligro; por eso, son propensos a los accidentes.

De 4 a 6 años

Problemas de adaptación social en el jardín infantil.Pelean con sus pares y son agresivos.Desobedecen y se les dificulta seguir normas y reglas.Inquietud motora excesiva. Impulsivos.No saben jugar solos y no admiten perder.Cambian las reglas de los juegos a su conveniencia para lograr ganar.Tienen pobres relaciones interpersonales.

De 7 a 12 años

Indisciplinados.Los catalogan como 'mal educados'.Presentan una actitud agresiva.Son líderes.

Sin errores

 

Evalúe si los problemas que muestra su hijo se han presentado de manera continua, desde muy pequeño, y si afecta tanto al hogar como al ambiente escolar.

Entienda que el niño no se está moviendo por molestarlo. Su trastorno biológico hace que él necesite esa cantidad de movimiento.

Las características del niño hiperactivo pueden ser observadas. Sin embargo, después de identificar el problema, debe ser tratado por un equipo especializado, nunca por una sola persona. Cada caso es diferente.

 

Karen Johana SánchezRedactora ABC del Bebé

Comparte este artículo

Herramientas

Te permitirá saber cuál es el jardín ideal para tu hijo, de acuerdo con los requisitos básicos que debe cumplir el establecimiento.
Te permitirá saber cuál es la niñera ideal para tu hijo, de acuerdo con los requisitos básicos que debe cumplir una cuidadora.
Hemos diseñado una serie de manualidades imprimibles en PDF para que tu hijo empiece a adquirir habilidades motrices y, a la vez, se divierta. Cubos armables, modelos para colorear y recortar son algunas opciones.

Publicidad