Síguenos en:

  • ANTES DEL EMBARAZO
  • EMBARAZO
  • BEBÉ
  • NIÑO

¿Ya estás registrado? Ingresa aquí

Patrocinado por:

Mamás preparadas para enfrentar el parto

Mamás preparadas para enfrentar el parto
Sábado, 15 Julio 2006 - 6:52am
0

Comentarios

Comparte este artículo

Olvídese de los gritos, el llanto y los momentos de dolor del parto. Las madres se preparan para manejar las contracciones y aprenden sobre la maternidad a través del curso psicoprofiláctico o de preparación para la maternidad y la paternidad.

Las sesiones, de dos horas cada una, buscan preparar física y sicológicamente a los padres para la llegada del bebé. La terapeuta Martha Cuadros Galindo recomienda iniciarlo a partir del séptimo mes de gestación.

Es aconsejable asistir a las clases con la pareja. La finalidad es que cuando llegué el momento del parto su acompañante la relaje, le recuerde cómo tiene que respirar, le haga masajes y sea un apoyo emocional, aseguran los especialistas.

Al comienzo del curso, se hace estimulación en útero de acuerdo con la posición del bebé y a través de las sesiones los padres iniciarán un acercamiento con su hijo entendiendo conceptos importantes durante el embarazo.

Las conferencias dadas en las jornadas orientarán a los papás sobre los síntomas más relevantes del trabajo de parto. Hay dolores durante el puerperio que una primípara no se imagina y es durante el curso que aprenderá trucos para salir campante del posparto. Por ejemplo, le enseñarán como un flotador ayuda a hacer menos dolorosa una episiotomía.

Sicológicamente se prepara a la mamá para el parto -se elimina la palabra dolor y se habla de contracciones-. Así mismo, se le enseña a relajarse y, en cuatro sesiones, recibe el entrenamiento necesario para aprender a respirar en el parto.

Ser mamá

La segunda parte del curso se relaciona con el bebé. Se le explica lo que debe llevar en la maleta para el día del parto, luego como cambiar un pañal, a limpiar los genitales si es niña o niño, a cuidar el ombligo, las etapas del bebé, como lo debe acostar o si tiene reflujo cual es la mejor posición, entre otras cosas.

Para las mamás que no han amamantado, se les enseña todo sobre la lactancia: cómo deben sacar la leche, los gases, cuidados del pezón, cómo hacerse masajes y crear un banco de leche.

Si la mamá ha tenido alguna amenaza de aborto no se hacen ejercicios, y si el embarazo es de alto riesgo se recomienda hacer el curso para detectar los síntomas de alarma.

Barriga no impide ejercicio

Los ejercicios físicos se deben hacer, uno, para evitar calambres en el área baja del abdomen durante el embarazo, y dos, para impedir que se altere la circulación y comiencen los dolores de cintura. La terapeuta hace recomendaciones como estas:

Para la circulación es adecuado abrir y cerrar las piernas. Para la cintura, lo indicado es estar acostada con el tronco hacia un lado y las piernas del lado contrario. Los abdominales suaves fortalecen los músculos que intervienen en el pujo en el momento del parto. Para trabajar la zona pélvica, la mamá hace cuclillas y así desbarata nudos o evita que aparezca la vena várice. El ejercicio de Kegel, que consiste en retener la orina, sirve para fortalecer los músculos perinatales y para que en el posparto no tengan incontinencia urinaria. Con los ejercicios, la madre le ayudará a su bebé. “Entre menos tensa esté ella, se oxigenan más las paredes del útero y el bebé al nacer no estará morado, sobretodo en un parto vaginal donde el niño interviene en forma activa”, comenta la terapeuta Martha Cuadros.

Margarita María BarreroRedactora ABC del Bebé

Comparte este artículo

Herramientas

Obtendrás una tarjeta con los datos que tú y tu familia deben saber cuando el alumbramiento sea inminente.
Con el día de tu última menstruación, esta herramienta te servirá para obtener datos claves del desarrollo de tu hijo.

Publicidad