Meterse los dedos a la nariz, una costumbre que se puede quitar

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
febrero 23 de 2012 , 04:10 p.m.

Una de las malas costumbres que los niños adquieren en los primeros años es meterse los dedos en la nariz.

Una de las malas costumbres que los niños adquieren en los primeros años es meterse los dedos en la nariz. Al ser tan pequeños, desconocen que eso está mal y no tienen ningún problema en hurgarse las fosas nasales en cualquier momento , sin importarles que estén en un lugar público.

Algunos padres pasan bastantes penas cuando su hijo se mete los dedos en la nariz frente de una visita o en una reunión. Lo que no saben, es que esta costumbre de los niños muchas veces aparece de la imitación a una persona mayor y ellos mismos pueden ser los culpables de ese mal hábito.

Los padres son los primeros indicados en enseñarle a su hijo que hurgarse la nariz no está bien y deben instruirlo cariñosamente cuando lo haga en repetidas ocasiones.

Por lo general, los niños se meten los dedos en la nariz por necesidad, pues intentan quitarse mocos secos que les molestan o quieren rascarse una picadura a causa de una alergia. Lo más importante en estos casos es enseñarle a no hacerse daño, porque de tanto hurgarse puede lastimarse y provocar sangrado nasal.

Cuando el niño se mete los dedos en la nariz para comerse los mocos, los padres deben crear estrategias para instruirlo y explicarle que eso no está bien. Además, es importante enseñarle a limpiarse la nariz con un pañuelo y a que avise cuando tenga la necesidad de sonarse.

Por ningún motivo hay que reprender al niño por esta causa, porque puede crearse un efecto negativo y nunca querrá dejar de hacer este mal hábito. Por el contrario, es mejor explicarle como a una persona racional que él seguramente entenderá.