El nacimiento de un pequeño orador

Foto:

 -

Por: Abcdelbebe.com
julio 13 de 2011 , 11:42 a.m.

A los dos años de edad, el niño entra en un periodo de mayor independencia, empezando a utilizar adecuadamente sus sentidos. En el transcurso de estos 12 meses construye su pensamiento mediante sus acciones y va avanzando en la expresión oral , que usa generalmente para contar sus experiencias.

En esta etapa, el niño tiene mayores destrezas físicas. Ya puede correr, saltar con ambos pies, lanzar pelotas, desvestirse solo y hasta pedalear un triciclo. El crecimiento del cerebro es más rápido y eso facilita el aprendizaje, que se estimulará cuando juegue e interactúe con otros.

El apoyo de los padres ayudará a que el niño no decaiga en su intención de aprender y lo alentará a mejorar sus aptitudes motoras.

Alrededor de esta edad el niño también comienza a tener un lenguaje oral mucho más claro. Este es un periodo en el que incorpora una buena cantidad de palabras a su vocabulario y empieza a poner nombres a cosas y personas. Particularmente, le gusta jugar con el teléfono e inventar una conversación.

Normalmente, a los tres años sabrá unas 900 palabras y podrá hacer dos frases consecutivas. La mejor forma para incentivar su comunicación verbal es entablar una conversación con él y escucharlo atentamente, usando términos claros para que pueda entender y comprender.

En esta etapa, el desarrollo cognoscitivo y el del lenguaje van de la mano.