Síguenos en:

  • ANTES DEL EMBARAZO
  • EMBARAZO
  • BEBÉ
  • NIÑO

¿Ya estás registrado? Ingresa aquí

Patrocinado por:

Origami, arte y terapia

Por: Redacción ABC del bebé
03 de Diciembre de 2007
0

Comentarios

Comparte este artículo

Doblar una hoja de papel a la mitad y volverla a extender para que la marca que ha quedado sirva de guía para uno, otro y un sinnúmero de dobleces más que le darán cuerpo a una figura perfecta. Una vez terminada, no será necesario forzar mucho la imaginación para ver cómo un trozo de papel se transformó en un pájaro, un sombrero, un cubo o una estrella.

Se le conoce como el arte milenario del plegado de papel; sin embargo, puede ser más que esto cuando se trabaja con los niños que se encuentran en preescolar para desarrollar su coordinación viso motriz y sus relaciones espaciales, entre muchas otras destrezas.

La terapeuta ocupacional Liliana Saavedra asegura que practicar e invitar a los niños a que se interesen por esta actividad es favorable “pues requiere coordinación entre las dos manos y los dos lados del cuerpo, también de dominio en el manejo de las hojas, suficiente freno inhibitorio de los movimientos de las manos, acompañado de un adecuado control en la postura al realizar los pliegues y de buen control visual”.

María Fernanda Ramírez Hayek se apasionó por el origami desde hace tres años y cuenta que se entusiasmó por esta actividad porque le permitía ser precisa, pero al mismo tiempo creativa y le ayudaba a estructurar su cabeza y sus planes, pues “uno se vuelve tan preciso en la vida cotidiana como lo es con el papel”, dice. Con el tiempo se fue dando cuenta de que no solamente requería tiempo para elaborar sus figuras, sino además dedicación, paciencia y gusto por el reto mismo de hacer magia con hojas de papel.

Todas las características que la habilidad con el papel le han brindado a la experta en origami pueden ser también cultivadas y explotadas por los niños, pues según la terapeuta ocupacional, “la disposición completa de la atención, la motivación y la observación son indispensables al realizarla y además estimulan los proceso de aprendizaje”.

El resultado
Un juego de aviones que vuelen alto y otro de barcos que no se hundan, una selección de las más perfectas y coloridas flores para decorar una repisa; claro, todos hechos con papel… Ese es el resultado que se ve a simple vista, pero más allá de él, “la actividad se utiliza como parte de un objetivo de tratamiento en actividades de organización mental, pues requiere tener presentes una serie de pasos a seguir y una secuencia en el desarrollo de las actividades de la vida del escolar”, comenta la terapeuta Saavedra.

El origami para los expertos

Para María Fernanda el origami se ha convertido en una suerte de “adicción positiva”, que le ayuda a abrir su mente, a potenciar su creatividad y a salirse de la rutina. “Es una actividad divertida, que requiere de dedicación y disciplina. Me gusta regalar las figuras de mayor complejidad; cuando lo hago, adquieren un valor sentimental y me brindan una verdadera satisfacción, al ver que de algo tan sencillo salen figuras tan bonitas”.

Desde la experiencia

David Díaz tiene 33 años, aprendió y se apasionó por el origami desde hace 7 y actualmente se desempeña como modelador de plastilina y docente del arte del plegado de papel. "Lo hago por el gusto mismo de enseñar que en el papel no sólo se puede escribir, sino también crear un mundo plegado y visto en tercera dimensión. Lo mágico del origami es que permite salirse del esquema plano del papel, para mostrarlo en una figura con volumen".

"Soy hiperactivo y el trabajo en una oficina siempre elevaba mis niveles de estrés; por eso, me decidí a practicar el origami como un hobbie y luego se convirtió en algo más para mí, porque me brinda disciplina, autocontrol, mejoró mi motricidad y me ha enseñado a ser perseverante, a comunicarme, a compartir, tolerar, enseñar, aprender, crear y explorar", cuenta Díaz.

Cada día deseaba aprender otras y más complejas figuras, así, luego de año y medio conoció a otras personas que, como él aman este arte, en la Asociación bogotana de origami, a través de la cual ha hecho muchos amigos y ha podido compartir sus conocimientos en el plegado de papel, "es una forma de comunicarme con los demás y también de llevar un estilo de vida.

"El origami es un mundo por descubrir, a él se puede acceder solamente con la imaginación y de una forma u otra hace que aumente el deseo de auto superación de quien lo practica, pues cada vez que uno termina una figura, es como si llegara a una meta propuesta, lo cual hace que, como persona, uno sienta que creció de alguna manera.

Díaz ha trabajado el origami con niños y adultos y asegura que ha notado cómo "todos, sin excepción, desarrollan habilidades espaciales, motrices y de abstracción y potencian su creatividad". Agrega que en algunos lugares del país, el origami se utiliza como terapia para enfocar la atención, como ejercicio de concentración y también, en personas que han sufrido traumas en las manos, para que estas puedan volver a ser útiles.

Herramientas

Te permitirá saber cuál es el jardín ideal para tu hijo, de acuerdo con los requisitos básicos que debe cumplir el establecimiento.
Te permitirá saber cuál es la niñera ideal para tu hijo, de acuerdo con los requisitos básicos que debe cumplir una cuidadora.
Hemos diseñado una serie de manualidades imprimibles en PDF para que tu hijo empiece a adquirir habilidades motrices y, a la vez, se divierta. Cubos armables, modelos para colorear y recortar son algunas opciones.

Publicidad