8 tips para que ahorres al comprar los útiles de tus niños

¿Eres de los que la lista de útiles te da dolor de cabeza? Sigue estos consejos y lograrás ahorrar.

Útiles

La compra de los útiles escolares suele representar un gasto importante para la familia. Acá te damos algunos tips para que economices. 

Foto:

123rf

Por: Astrid López Arias
febrero 02 de 2018 , 09:27 a.m.

En algunos colegios y jardines, el año escolar ya comenzó y este fin de semana será la oportunidad de ir a comprar los útiles escolares, un plan que los chicos disfrutan mucho, pero que para los padres es realmente estresante, porque los costos de ello, golpea el bolsillo.

En esa lista no solo están los útiles escolares tradicionales, sino que se incluyen los uniformes, libros y demás artículos que tu niño de preescolar o jardín requiere para comenzar con todo el empeño esta nueva etapa de su vida escolar.

Para los más pequeños, el ingreso al jardín es toda una novedad, pues tendrán contacto con pares y nuevos adultos que les ayudarán a ver un mundo lleno de experiencias y aprendizajes y, con ello, a explorar habilidades natas y adquirir otras que aprenderán mediante los recursos de la enseñanza.

Así, la comprar de los útiles es realmente un aspecto importante tanto para los niños como para los padres, pero para que no se convierta en un tema de conflicto, atiende estas recomendaciones que ABC del Bebé te hace, y así evitarás incurrir en gastos innecesarios o en las llamadas ‘listas de útiles inútiles’.

1.- Revisa los uniformes y ropa de tus niños. Si tu pequeño es la primera vez que va al jardín o al colegio, este punto sale sobrando, pero si por el contrario, ya ha estado allí, puedes hacer un inventario de las prendas y de su estado para clasificarla y verificar cuánta de ella podría servirle un tiempo más, y así ver qué realmente necesitas comprar.

2.- Busca primero en casa. Si tienes otros niños, seguramente han pasado por algunos de los requerimientos que hoy le hacen al más chico de casa, por eso al recibir la lista de útiles revisa primero si tienes algunos de esos elementos, que los hermanos del niño hayan dejado, y que ahora puedan servirle a tu hijo para no comprar de más.

También revisa los cuadernos del año anterior, pues de algunos solo se utilizan unas cuantas hojas y pueden utilizarse en materias en las que se pidan cuadernos de un número menor de hojas o para trabajos en papel individual.

3.- Libros de segunda. Consulta con familiares y amigos que tengan niños contemporáneos con el tuyo para saber si tienen algunos de los textos escolares que le pidieron a tu niño. Muchos quedan en muy buen estado y podrás evitarte un gasto más. Igualmente, pregunta en el jardín o colegio de tu pequeño, ya que algunos manejan programas de reciclaje de libros, que venden a menor precio del comercial.


Ahorro

Si eres juicioso puedes construir un programa de ahorro durante el año que te haga más fácil estas épocas de gasto.

Foto:

123rf

Para los más pequeños, el ingreso al jardín es toda una novedad, pues tendrán contacto con pares y nuevos adultos que les ayudarán a ver un mundo lleno de experiencias y aprendizajes

4.- Compra en expendios autorizados. Ahora bien, si ninguna de las anteriores posibilidades te da resultado, lo indicado es que compres en sitios especializados y almacenes de cadena reconocidos de tu ciudad, pues allí conseguirás los textos originales y a un precio competitivo.

Si hablamos específicamente de los textos escolares, es bueno también que hagas un sondeo en las editoriales a las que pertenecen los libros que le pidieron a tu hijo, porque es posible que estén a un precio menor que el que tienen en los almacenes o ferias escolares.

5.- Compara precios. Procura cotizar tu lista de útiles, por lo menos, en dos o tres partes diferentes para que tengas un panorama claro de dónde adquirirlos dependiendo del precio más favorable, tanto en los textos escolares como en el resto de los elementos que necesita tu niño.

6.- Visita los outlets de tu ciudad. Esta es una buena opción, en especial para el tema de la ropa que necesitas para tu pequeño, ya que allí encontrarás ropa de buena calidad y en promoción.

7.- Descuentos en cajas de compensación. Es muy posible que si perteneces a una caja de compensación gracias a tu empleo, te llegue un bono de descuento o tengas privilegios para comprar en la cadena de almacenes de tu caja, muy seguramente a un precio más cómodo. Por otro lado, algunas cajas de compensación entregan kits gratuito de regreso a clases, el cual puede ayudarte a evitar la comprar de algunos elementos como la maleta, lápices, colores y lo que ese kit traiga en su interior.

8.- Ahorra. Sería un buen ejercicio que desde enero, comiences a ahorrar con el objetivo de comprar los útiles escolares, y destines un dinero cada quincena o mes para que llegado el mes de enero del siguiente año, tengas una buena base para el regreso a clases de tus niños.