Síguenos en:

  • ANTES DEL EMBARAZO
  • EMBARAZO
  • BEBÉ
  • NIÑO

¿Ya estás registrado? Ingresa aquí

Patrocinado por:

Tenga cuidado con la incompatibilidad sanguínea

Tenga cuidado con la incompatibilidad sanguínea
Lunes, 18 Septiembre 2006 - 2:37pm
2

Comentarios

Comparte este artículo

Cuando un bebé es incompatible con el tipo de sangre o el RH de su progenitora, la frase de alerta que envía la madre a sus anticuerpos es: ¡hay un intruso en la matriz!

Las salas de recién nacidos del siglo pasado estaban llenas de niños amarillos y los médicos no entendían cuál era la razón. Las investigaciones concluyeron que la incompatibilidad sanguínea era una de las causas. Un determinante de lo que hoy conocemos como ictericia. Los estudios revelaron que existen varios tipos de sangre y hoy sabemos que el 70 por ciento de la población en Colombia es O, aunque hay otros grupos como A o AB. Cuando dos personas tienen el mismo tipo de sangre y deciden tener un hijo, el cuerpo de la madre no creará anticuerpos porque su hijo tendrá el mismo de la madre.

Sin embargo, si la mamá es O y el padre es A o AB existe la posibilidad de que el niño herede el tipo de sangre del papá, y mientras el bebé está en el útero, la sangre se mezcla y el sistema inmunológico de la madre de manera natural rechaza la que considera extraña.

La explicación

Por eso, si una mujer O está gestando un bebé que es A o AB, transmitirá a través de la placentea anticuerpos en contra de la sangre del niño que ella asume es diferente, atacando los glóbulos rojos del feto. Por esa razón, cuando el niño nace sus glóbulos rojos se destruyen y la hemoglobina se convierte en bilirrubina, la cual le da el color amarillo. “El recién nacido no tiene la capacidad de manejar el exceso de bilirrubina porque su hígado es poco maduro”, asegura Ángela Hoyos, neonatóloga de la Unidad de recién nacidos del Country.

Algo similar ocurre con el RH. Si la madre es negativo y el padre es positivo frecuentemente el hijo será positivo y en ese caso la madre creará anticuerpos y atacará los glóbulos rojos del bebé, ya que reconoce como extraño el RH de su hijo. La mamá queda con memoria inmunológica y en los futuros embarazos la respuesta será más agresiva.“Lo que se produce es anemia hemolítica, es lo mismo que ocurre cuando el cuerpo rechaza un trasplante y el cuerpo genera anticuerpos. El embrión es como un “trasplante” porque la mitad de la herencia es idéntica al papá”, explica el genetista Carlos Restrepo Fernández.

Lo más grave que puede ocurrir es que se libere demasiada hemoglobina. En ese caso se presenta el Kernicterus, una enfermedad que causa problemas de movimiento y retardo mental.

En el caso de los gemelos, si vienen del mismo ovuló y espermatozoide es decir son idénticos, su grupo de sangre será el mismo. El grupo es distinto cuando son mellizos, es decir, si la madre óvulo dos veces en el mismo ciclo menstrual y sus óvulos fueron fecundados por espermatozoides diferentes.

Tratamiento

La prevención es la clave para evitar la incompatibilidad sanguínea. Por eso, hay que evaluar los factores de riesgo como lo son los hermanos prematuros o que tuvieron ictericia severa. También es necesario informar al médico desde el comienzo. Si la mujer es RH negativo, se debe poner una “vacuna”, que neutraliza los anticuerpos. Y durante el embarazo es válido hacer análisis del líquido amniótico, que mide cuántos anticuerpos tiene la madre.

La mayoría de las veces, cuando el bebé nace, se le aplica una “vacuna” que destruye los glóbulos rojos que le pasaron extra y entonces no se produce una reacción negativa en el bebé. Desde la semana 34 de embarazo se puede aplicar o si se ha presentado un aborto.

Margarita Barrero F.Redactora ABC del bebé.

Comentarios (2)

2
chuchifoo
Hace 43 semanas
La mitad de este articulo es asquerosamente incorrecta ya que la incompatibilidad sanguinea representa un riesgo en el factor RH mas no en el tipo de sangre...
1
Olga vera
Hace 49 semanas
Mi hijo tiene O+ y el papa es AB + yo tengo O+ es posible este tipo de sangre en mi bebe.

Herramientas

Obtendrás una tarjeta con los datos que tú y tu familia deben saber cuando el alumbramiento sea inminente.
Con el día de tu última menstruación, esta herramienta te servirá para obtener datos claves del desarrollo de tu hijo.

Publicidad