Bebé

Sordera en un recién nacido: causas y exámenes recomendados

Hay dos tipos de pruebas que determinan si tu bebé sufre de pérdida de audición.

Por Margarita Contreras

-
iStock

Es natural que cuando nazca tu hijo te preocupe que cada una de sus funciones motoras opere, que responda a estímulos y, por supuesto, que sus órganos y sentidos se hayan desarrollado correctamente. Pero siempre habrá factores de riesgo y situaciones qué tratar.

La sordera, por ejemplo, se puede presentar en un recién nacido por diferentes razones. Estas pueden estar relacionadas a complicaciones durante el parto o a enfermedades como la meningitis, el sarampión, las paperas o la rubéola.

También, se conoce del Síndrome de Waardenburg, cuyas afecciones involucran la sordera y el color claro en la piel, cabello y ojos (de ahí que exista la creencia de que los hijos de personas con heterocromia pueden nacer sordos).

Sin embargo, aunque es una prueba difícil hoy en día la tecnología ha avanzado tanto que es posible detectar este tipo de problemas a una edad temprana para posteriormente recibir tratamiento.

(Te puede interesar: Desarrollo del bebé en sus primeros 1.000 días).

En el caso de los recién nacidos hay dos exámenes clave:

De acuerdo con el Instituto Nacional para la Sordera y Otros Desórdenes de la Comunicación (NIDCD (por sus siglas en inglés), la prueba de emisiones otoacústicas consiste en insertar un auricular de espuma en el conducto auditivo. Este “emite una serie de sonidos para medir un ‘eco’, que es la respuesta que produce el oído normal. La falta de eco podría indicar que su bebé tiene una pérdida de audición”.

El otro test es conocido como prueba de respuesta auditiva provocada del tronco encefálico. Con la ayuda de electrodos y auriculares se evalúa la respuesta del nervio auditivo.

Ninguna de las mencionadas le produce dolor al bebé y tampoco causan molestias. De arrojar algún resultado negativo es pertinente acercarse a un profesional, quien será el encargado de determinar qué otros exámenes hacer y de dar un diagnóstico.

La importancia radica en que en sus primeros años el niño desarrolla sus habilidades comunicativas y si no oye este proceso se ve truncado o se complica. Por fortuna, existen audífonos e implantes cocleares que favorecen el tratamiento.

Más noticias

Bebé prematuro y sus cuidados

Recién nacido: ¿cómo prepararse para la llegada?

¿En cuántos meses se sienta un bebé?

En esta nota

  • Sordera
  • Recién nacido
  • Parto
  • Exámenes
  • Salud

Recibe todas la información en tu correo electrónico

Entérate de todo lo que necesitas saber sobre ser padres.

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscripto a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Más de Bebé